De la mano de Leonardo Madelón Unión se convirtió en un equipo sólido y confiable jugando en el 15 de Abril, al punto tal que hace más de un año que no pierde en condición de local. De hecho en el último torneo fue el único equipo que no cayó ante su gente y en consecuencia es el único invicto desde la creación de la Superliga.

Justamente esa fortaleza le permitió clasificar por primera vez en su historia a una Copa Internacional y lo logró justamente en la última fecha cuando derrotó a Independiente por 1 a 0 con gol de Franco Soldano. Y para no perder la costumbre, en el arranque de esta Superliga sumó un triunfo ante Aldosivi por idéntico resultado y también repitió al goleador.

La última vez que el elenco rojiblanco perdió fue por la 29ª fecha de la temporada 2016/2017 cuando fue goleado por Independiente 3 a 0 con dos tantos de Rigoni y uno de Albertengo. El entrenador era Pablo Marini que ese día fue despedido por la dirigencia.

LEER MÁS ►► Los caminos de Soldano conducen a un mismo lugar

La racha positiva arrancó en la Superliga 2017/2018 con la victoria por 1 a 0 ante Gimnasia de La Plata con gol de Franco Soldano. En ese certamen, el Tate disputó 13 cotejos como local obteniendo siete triunfos y seis empates. A lo que hay que sumar el 1 a 0 ante Aldosivi.

De esta manera, el invicto rojiblanco acumula 14 partidos con ocho triunfos y seis empates. Es decir que cosechó 30 puntos sobre 42 en juego con un porcentaje de eficacia del 71,4%. Pero además convirtió 21 goles y apenas le marcaron siete. En nueve de esos cotejos mantuvo el arco en cero.

Así las cosas y en base a estas estadísticas, se puede afirmar que Unión y Madelón construyeron una sociedad exitosa que los hinchas disfrutan. En los últimos tiempos cada vez que el Tate juega en el 15 de Abril los simpatizantes se acostumbraron a festejar y no es poca cosa.