Judiciales

Detuvieron a seis policías por colocar datos falsos en un acta de procedimiento

Serán imputados el miércoles por la fiscal Martí. Se los investiga por falsedad ideológica y apremios ilegales

Martes 22 de Enero de 2019

Un total de seis agentes policiales que prestan servicios en el Comando Radioeléctrico de Santa Fe fueron detenidos por orden de la fiscal del Ministerio Público de la Acusación, María Laura Martí, que investiga un falso procedimiento llevado a cabo la semana pasada. 

El arresto se produjo en la jornada de ayer y se estima que para este miércoles, en los tribunales provinciales, se lleve a cabo la audiencia de imputación.

El caso puso la lupa sobre la forma en que los efectivos procedieron a detener a dos personas vinculadas, primero a un delito de "portación de armas de fuego" y después a un homicidio ocurrido en noviembre del 2018.

Se trata de Hugo y Rogelio Carrizo, quienes residían para ese entonces en la zona de islas. Los mismos, detenidos el pasado 14 de enero, fueron reconocidos como autores del homicidio de Pablo Hernán Alegre de 35 años, ocurrido el 30 de noviembre del 2018.

Aquella detención estuvo a cargo del personal del Comando Radioeléctrico que en su acta de procedimiento, según se informó, colocaron que se había llevado a cabo en la avenida circunvalación, a la altura de la bomba Nº 5. Con el devenir de las actuaciones la fiscal Martí determinó que a los Carrizo los atraparon en la zona de islas donde supuestamente residían y que para ello no habrían tramitado un exhorto judicial ante un magistrado del Colegio de Jueces Penales de Santa Fe. 

Muerto a balazos

El asesinato de Pablo Hernán Alegre se produjo en la noche del 30 de noviembre del 2018, cerca de las 20, en la vereda de la vivienda Nº 13 de la manzana 5 del barrio La Nueva Tablada, en la zona noroeste de la ciudad de Santa Fe. Su cuerpo tenía una herida de arma de fuego en la zona del tórax el cual le provocó la muerte de manera inmediata.

Desde ese entonces la investigación para dar con el autor del hecho dio resultados negativos. Sin embargo, la semana pasada agentes de la Sección Homicidios de la Policía de Investigaciones (PDI), recibieron la declaración de una testigo que dijo saber quién había matado a Alegre.

Ese testimonio incriminó a los Carrizo en el homicidio en La Nueva Tablada. En base a ello y otros elementos probatorios, el fiscal de homicidios, Jorge Nessier, dispuso que sean trasladados a tribunales para ser imputados por el delito de homicidio calificado por el uso de arma de fuego.

En la jornada del lunes, el juez de la Investigación Penal Preparatoria (IPP), José Luis García Troiano, dispuso que los dos acusados permanezcan en prisión preventiva hasta que llegue el juicio. 

¿Te gustó la nota?