Santa Fe Violenta

Rosario: la cadena Al Jazeera retrató la violencia urbana

La señal catarí estuvo en Rosario y la calificó como "una de las más peligrosas de la Argentina". En el informe de Al Jazeera hay referencias a Los Monos

Lunes 08 de Noviembre de 2021

El complicado presente que vive Rosario con la violencia urbana atrajo la atención de la cadena catarí Al Jazeera que produjo un informe en la ciudad a la que calificó como “una de las más peligrosas de la Argentina”.

Al Jazeera violencia Rosario.jpg

El reportaje desplegado en un envío de tres minutos en idioma inglés incluyó entrevistas, una recorrida nocturna por sectores de la ciudad que habitualmente tienen alta incidencia de hechos delictivos y una consideración sobre el fenómeno de la criminalidad.

“Ubicada a más de 300 kilómetros al noreste de Buenos Aires, en Rosario las balaceras se han vuelto algo cotidiano, mientras las bandas se desafían entre ellas para ver quién controla la venta de drogas”, abre el reporte de la periodista Teresa Bo, corresponsal hace 14 años en América Latina de la cadena de noticias más vista en el mundo árabe a lo largo de su historia, y con importante penetración en Europa, Estados Unidos y Asia a partir de su señal en inglés, que es la que transmitió el informe.

En el informe la corresponsal entrevistó al subjefe de Unidad Regional II de Rosario, Marcelo Mendoza, quien en la recorrida aporta la referencia de incidencias sobre las que trabajan en ese momento. “Recibimos una llamada de una mujer que había escuchado 30 tiros así que vinimos tan rápido como pudimos. Estamos viendo qué ocurrió y quienes pueden ser los sospechosos”, sostiene el oficial jerárquico.

"El reportaje incluyó entrevistas y una recorrida nocturna por sectores de la ciudad con alta incidencia de hechos delictivos".

El reporte consigna que Rosario es uno de los puertos más importantes de Argentina y que las autoridades indican que es una puerta para la venta de drogas. “La violencia aquí responde al intento de control de su venta”, sostiene la cronista, que llegó atraída por la transferencia de fuerzas federales, luego de una secuencia de homicidios de alto impacto público, en una secuencia que a final de este año superará los 200 asesinatos.

“Vemos cocaína, marihuana. La venta de drogas se ha incrementado. Tratamos de ir a diferentes áreas, barrios humildes (villas) donde los sospechosos se esconden. Vemos a mucha gente joven involucrada. Comienzan cuando tienen cerca de 16 años, muchos de ellos son responsables de asesinatos. Las bandas usan chicos y adolescentes”, refiere el oficial.

La periodista intenta matizar ese comentario. “Los residentes de los barrios bajos de Rosario pelean contra la pobreza y muchas dificultades que se profundizaron con la pandemia. No hay suficiente comida ni trabajo. Familias, especialmente los chicos, están intimidados por la fuerte presencia policial”, describe.

Argentina struggles with booming drug trade, violence

Consultada por La Capital, Teresa Bo señaló que el interés del informe fue reportar una mirada de lo que ocurre en Rosario a partir de una serie de ejecuciones ocurridas en la ciudad en septiembre de mucho impacto público. “Nos contactamos con el Ministerio de Seguridad, policías y actores del mundo político. En la nota reflejamos algo que pasa en muchos países con la violencia: que muchas veces no se tocan los verdaderos intereses que están atrás”, observó.

El reporte de Al Jazeera no deja afuera la referencia a Ariel “Guille” Cantero, que en los últimos dos meses recibió condenas por las balaceras a objetivos del Poder Judicial y por integrar una organización de venta de drogas desde la cárcel. “El líder de una banda llamada Los Monos fue recientemente llevado a juicio por usar chicos para vender drogas y para amenazar a autoridades judiciales. Fue sentenciado a mas de 80 años de prisión. Pero su poder e influencia va mas allá de los muros de la prisión. La policía dice que más de un tercio personas que están recluidas en la cárcel tiene vínculos con uno de los líderes de banda que actualmente está en prisión.

La semana pasada el gobierno de Alberto Fernández acordó el envío de fuerzas federales para ayudar combatir a las bandas, luego de que un testigo protegido fue ejecutado.

También aparece en el informe el diputado provincial y periodista Carlos De Frade que, sostiene la cronista, denunció durante años el sistema que permite que florezca la venta de drogas. “Son los últimos eslabones de la cadena. Sobre ellos tenés criminales en la policía, en el sistema judicial, entre hombres de negocios. La criminalidad real no está siendo atacada. Aumentar las fuerzas gubernamentales solo es una solución temporal, tenés que controlar el dinero y nadie lo hace”.

Teresa Bo trabajó durante años en Oriente Medio y en Washington. “Teníamos interés en observar lo que pasa en Rosario. Me toca ir mucho a países como México, Colombia y acabo de venir de Ecuador de hacer una nota sobre narcotráfico también. La idea es mostrar cómo poco a poco se pueden ir metiendo distintas organizaciones criminales en la sociedad, lo difícil que es combatirlas y los intereses que hay en juego”.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario