Peligra la producción

La venta de motos en la ciudad de Santa Fe está frenada

Es debido a la escasez de piezas importadas. Quienes venden lo hacen porque tienen stock pero desconocen el precio que saldrá reponer la unidad.

Miércoles 20 de Octubre de 2021

Un sondeo realizado por UNO Santa Fe sobre concesionarias de motos de la ciudad, revela que la gran mayoría cortaron las ventas de los rodados. El motivo es la falta de entrega de las industrias del sector, quienes aducen serios inconvenientes -desde hace meses- por la escasez de piezas importadas. Se trata de un insumo clave, ya que en la mayoría de los casos más de la mitad de las unidades lleva componentes producidos en el exterior.

Los locales que continúan ofreciendo motovehículos es porque tienen stock. Igualmente, dependerá de las necesidades y espalda económica de cada empresa, ya que quienes venden desconocen el precio que saldrá reponer (cuando la situación se normalice) esa misma unidad.

El gerente de una de las concesionarios de esta capital, quien vende una marca que se fabrica en el país, advirtió a UNO que el problema son "las faltas de divisas para ingresar mercadería al país". Describió que hay piezas de una moto que no se consiguen en el país y que deben ser importadas. "Una moto 100 por ciento nacional es casi imposible fabricarla", sentenció.

Destacó que el problema no es nuevo "y que va al ritmo del dólar". Recordó que hubo problemas similares en el gobierno anterior y explicó: "Son declaraciones juradas de importación que van saliendo a medida que se van solicitando para girar a los proveedores del extranjero. Están saliendo poco y casi nada".

Si bien no existe falta de voluntad del gobierno para solucionar el inconveniente, el problema es grave ya que "no están los dólares". El empresario admitió que existe diálogo con el gobierno pero que las soluciones no llegan. "A nosotros nos perjudica muchísimo", lamentó.

En este contexto, comentó que las industrias ni siquiera dan una fecha estimativa de entrega. "Se están discontinuando modelos. Los planes de las empresas es tratar de trabajar con una sola gama de motos y que su fabricación sea mayoritariamente nacional", describió.

"Ayer (por el martes) decidimos no vender", sentenció otro empresario vinculado a la actividad. "Nosotros vendemos tres marcas y todas están en la misma situación". En este caso, el consultado optó por no vender a pesar de tener motos en stock: "Hay una lista de precios, pero si mañana me cambian la lista, quedo en el aire. No podemos vender lo que no tenemos".

Recordó que en el marco de una situación excepcional, como fue el inicio de la pandemia, ocurrió algo similar. Ahora, "las fábricas dicen que no le liberan mercadería. El problema principal es la falta de dólares, como todo lo que es importado". "Si nos dicen la verdad o nos mienten, no lo sé. Lo cierto es que no podemos vender", apuntó.

Otra voz autorizada del rubro, le dijo a este medio: "hace dos semanas que no tenemos precios". Aclaró que solo hay disponibles las unidades "base", ya que los motovehículos "full" no están llegando.

Pedido de los industriales

La cámara que agrupa a los fabricantes, proveedores y vendedores de motos envío una carta al Gobierno en la que manifiesta la delicada situación que están viviendo. La misita plantea que, en caso de no solucionarse la imposibilidad de adelantar pagos de importaciones, la producción del sector podría paralizarse en los próximos días.

El titular de la entidad que agrupa a los fabricantes locales (CAFAM), Lino Stefanuto, señaló al medio ambito.com que "la situación es muy delicada. Las empresas a los que sus proveedores del exterior no les acepten otra forma de pago, están muy complicados. La restricción se anunció, en principio, hasta fin de octubre. Si no se levanta, después de esa fecha, las fábricas van a tener que parar la producción por falta de insumos” dijo el empresario.

La División Motovehículos de la Asociación de Concesionarios de Automotores de la República Argentina (ACARA) informó que el mes de septiembre de 2021 finalizó con un total de 34.4242 unidades transferidas, lo que evidencia una baja del 0,1% con respecto al mismo mes de 2020, ya que septiembre del año pasado se habían registrado 34.264.

Si la comparación es con el pasado mes de agosto, se observa una suba que alcanza el 8,7%, ya que en ese mes se habían transferidos 31.501 unidades. De esta forma, las cifras de los nueve meses transcurridos del año alcanzaron las 271.725 transferencias, un 25,2% más que las 216.949 unidades de los nueve meses de 2020.

El análisis de los datos refleja que la marca que continúa liderando el mercado del usado es Honda, con el 31,2% de las operaciones, más que duplicando a Yamaha con un 14,1 y que sigue superando con amplitud a Zanella que bajó al 8,6% del total.

El top five se completó en julio sin grandes novedades, con Motomel cuarta, con una participación muy cercana a la tercera posición también del 8,2%, Corven, en el quinto lugar cómodo con el 6% y en el sexto escalón Bajaj desplazó Guerrero, con 4,9% de las operaciones.

motos.jpg
Las industrias no entregan motos y en las concesionarias de Santa Fe la venta está frenada

Las industrias no entregan motos y en las concesionarias de Santa Fe la venta está frenada

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario