Policiales

Prisión preventiva para el acusado de abusar de su pareja diez veces en un día

El hombre está imputado por los vejámenes y por haber mantenido cautiva a la víctima. Los hechos ocurrieron  en Mendoza.

Martes 11 de Diciembre de 2018

La Justicia confirmó la detención del único sospechoso por un grave caso de violencia de género que ocurrió a fines del año pasado en la ciudad de Mendoza. El hombre de 39 años está acusado de secuestrar, golpear, amenazar y abusar sexualmente de su pareja.

Este lunes, la juez Patricia Alonso dictó la prisión preventiva para Claudio Ricardo Medrano tal como había solicitado el fiscal de Violencia de Género Flavio D'amore, quien investiga el caso desde hace poco más de un año.

La defensa del imputado solicitó que se le otorgue la prisión domiciliaria. El codefensor Diego Flamant argumentó que, si bien los delitos que se le endilgan son graves, todavía no se produce ninguna prueba de su parte, el hombre tiene arraigo laboral en el domicilio de sus padres y tiene hijos que mantener -algunos de ellos con una mujer que también está con domiciliaria-.

Pese a esto, la magistrada rechazó de inmediato esa solicitud y ordenó que el hombre continúe detenido hasta que se defina si la causa llega a juicio oral.

Grave acusación

A Medrano se le imputó abuso sexual con acceso carnal agravado por correr un riesgo la salud de la víctima, privación ilegítima de la libertad, lesiones y amenazas agravadas por violencia de género.

Estas graves calificaciones ocurrieron en dos momentos distintos, según el relato de la víctima en el expediente. Ambos tenían una relación informal cuando el sospechoso decidió mantenerla cautiva en una pensión ubicada en calle General Paz, de la cpital mendocina, durante dos semanas.

El 20 de noviembre, el sujeto la abusó sexualmente aproximadamente en diez oportunidades -por eso se contempló el agravante del riesgo de salud a la víctima-. Los exámenes médicos y psicológicos confirmaron que la joven de 28 años presenta signos de haber sido vejada.

El 2 de diciembre siguiente, la pareja se encontraba cenando en un lugar cuando el hombre comenzó a amenazarla y golpearla. Personal del establecimiento lo echó a la calle y la víctima aprovechó la situación para escaparse y radicar la denuncia en la Comisaría Tercera. En tanto que el sospechoso escapó.

A las pocas horas se realizó un allanamiento en la pensión donde habrían ocurrido los abusos y se secuestró un buzo con manchas hemáticas, guantes de látex y un teléfono celular, pero no se logró detener a Medrano.

Fue capturado a fines del mes pasado en el oeste de Godoy Cruz cuando caminaba y fue interceptado por un efectivo policial. Si bien intentó aportar datos falsos sobre su identidad, el uniformado logró establecer su nombre y apellido reales e inmediatamente notó que tenía un pedido de captura internacional. Según trascendió, el imputado también tiene condenas anteriores por violencia de género.

UNO de Mendoza.

¿Te gustó la nota?