Colón

El uno por uno de otra preocupante actuación de Colón en el cierre del año

La última función del Sabalero del 2018 fue para el olvido, ya que recibió un duro cachetazo de Defensa y Justicia, que le sumó preocupación a su futuro.

Sábado 08 de Diciembre de 2018

Colón llegó a Florencio Varela con la consigna de quitarle el invicto al único equipo que ostenta ese mote en la Superliga, y para cerrar un año que quedará en la historia del club tras haberle ganado a San Pablo en el mítico Morumbí por la Copa Sudamericana.

Pero se volvió con una dolorosa derrota por 3-0, que lo deja muy mal parado para el 2019, donde arrancará lejos de la zona de copas, y con la preocupación de los promedios para la temporada 2019/2020.

Las calificaciones

Leonardo Burián (4): Nada qué hacer en los goles. Tapó dos pelotas importantes en el primer tiempo, que podrían haber desencadenado una goleada aún peor.

Gustavo Toledo (3): No escapó del desconcierto defensivo del Sabalero. Lo mejor que hizo fue rechazar una pelota en la línea de su propio arco cuando en el primer tiempo Nicolás Fernández se preparaba para convertir.

Emanuel Olivera (3): Una noche para el olvido. Arrancó muy nervioso y en el segundo tiempo un fiel reflejo fue cuando quiso salir jugando y Defensa estuvo cerca de sentenciar el partido si no era por una fallida definición de Gastón Togni.

Guillermo Ortiz (3): Hizo agua en el fondo al igual que su compañero de zaga. Está claro que no está atravesando su mejor momento en Colón y queda en evidencia que le falta un socio de mayor nombre que le pueda hacer explotar sus virtudes.

Gonzalo Escobar (3): Defensa se hizo un festín por su sector en el primer tiempo, ya que por el sector que defendió llegaron casi todas las situaciones de gol. Otro que bajó notablemente su rendimiento en el final de 2018.

Franco Zuculini (4): A diferencia de otros partidos donde sobresalía con su jerarquía, esta vez pudo hacer muy poco ante jugadores mucho más livianos, que le marcaron una gran diferencia física.

Matías Fritzler (4): El empuje de siempre. A pesar de haber perdido muchas pelotas en el medio es el jugador que trata de contagiar a sus compañeros y de tratar de encontrar soluciones en los momentos de desconcierto.

Marcelo Estigarribia (3): Pasó desapercibido. Está muy lejos de su mejor versión y el equipo necesita mucho de su jerarquía y calidad para marcar la diferencia con sus rivales. Producto de su mala noche, Fuertes lo reemplazó en el inicio del complemento.

Tomás Hernández (4): Mostró muchas ganas pero no pudo cumplir con la misión que le dio Bichi, de abrir la cancha y asociarse en ataque. Le costó muchísimo el retroceso.

Gonzalo Bueno (4): Tuvo muchas ganas, e intentó de ingeniárselas para generar peligro en ataque, de hecho fue el que más pesó en ofensiva. Le anularon mal un golazo y casi le comenten penal.

Javier Correa (4): Muchas ganas y corazón pero poco peso en ofensiva, que es una de sus principales características. Tuvo un cabezazo en el primer tiempo que le salió débil y terminó en las manos de Unsaín.

Tomás Chancalay (3): Nada de nada. Las expectativas de los Sabaleros están puestas en los juveniles como el entrerriano, que ya no incide con su calidad futbolística como en otros tramos de su aparición en Primera.

Christian Bernardi (-): Entró para darle cambio de ritmo al equipo, pero no se podía esperar mucho de un jugador que tiene un enorme potencial pero que no lo puede demostrar en cancha.

¿Te gustó la nota?