"Con Blanco cerramos la conceptualidad que queríamos"

 Eruca Sativa presentará mañana desde las 22 en Tribus bar & arte su disco Blanco. Escenario charló con Lula Bertoldi, cantante y guitarrista.

Jueves 13 de Junio de 2013

Por Maxi Marano

mmarano@unosantafe.com.ar

Eruca Sativa culminó un 2012 con la presentación de su tercer disco Blanco. Ese trabajo fue elegido como “disco nacional del año” según la revista Rolling Stone y “Revelación del año” para la Rock and Pop. También abrieron el show de Slash en el Estadio Malvinas Argentinas y telonearon a Rock and Roll All Stars en GEBA, Buenos Aires.

El 2013 comenzó con un contundente show en el Cosquin Rock, la banda planifica la segunda etapa de su gira con más de 60 presentaciones en todo el país.

En resumen Eruca Sativa está arrasando con todo lo que se le pone adelante y no piensa parar porque el destino le sigue demostrando que tanto trabajo en 5 años y tres discos conceptuales fueron más que suficientes para llegar a donde pretendían.

El power trio llegará esta noche a Tribus para presentar su disco Blanco y parte de sus antecesores Carne y ES. Escenario charló con Lula Bertoldi (guirarrista y voz de la banda) sobre la actualidad de la agrupación, lo que significa esta trilogía de discos y como sigue este 2013. 

—Hablemos un poco de Blanco que es el fin de una trilogía formada con los dos discos anteriores. Ya pasó un tiempo del lanzamiento ¿Cuál es la mirada de la banda sobre lo realizado?

— Es todo bastante reciente aun pero la gente es como que ya lo está adoptando. Igual hay mucha gente que nos descubrió con este disco y por ese concepto de trilogía que vos decías es como que deciden ir a los discos anteriores para ver de que se trataba o por donde iba la banda hace un tiempo. Entonces se fue dando este proceso en que la gente adoptó este tema de la trilogía y es como que decidieron escuchar los tres discos como un todo. Algo que para nosotros es muy gratificante porque es de la manera que lo pensamos en algún momento. Como toda cosa conceptual lleva un tiempo adaptarse pero es gratificante que lo que lo escuchan lo tomen y lo escuchen de esta manera. 

"Es intenso el significado de los tres discos juntos. Es como que yo también los estoy descubriendo nuevamente y comienzo a hilar algunas cosas y a medida que pasa el tiempo me cierran de manera diferente. Traspasando lo musical creo que tiene una filosofía que va más allá de los sonidos y tiene que ver con lo que pensamos y como vivimos". 

— Imagino deben ser dos procesos totalmente diferente escuchar los discos hoy ya terminados del último al primero y compararlo con lo que alguna vez fue pensado de atrás para delante ¿Cómo vivís esa sensación?

— Es muy loco. El primer disco (La Carne) se hizo como un disco solitario.  Pero al escucharlo nos dimos cuenta que las letras y las melodías iban para un lado específico. Ahí nos sentamos y lo analizamos y nos descubrimos aun más. En ese momento terminamos el arte y si bien no pensábamos en un trilogía en sí igual nos había quedado dando vueltas algo en la cabeza que no cerraba con el disco en sí. Cuando comenzamos a grabar el segundo disco nos preguntamos ¿como seguir con la idea del primer disco?  Lo primero que salió fue una nueva vuelta a las líricas. Así fue que nos propusimos no preguntarnos tanto en las letras e intentar dar más respuestas o afirmaciones. Así empezó a formarse ES. Su nombre lo dijo todo. El disco empezaba a ser de la nada. Así fue  que en 15 días salieron 15 canciones. Eso nos sorprendió porque estaba dando vueltas en el aire para que salga tan rápido. Cuando hablamos de los dos discos vimos los nombres y quedaba “La Carne ES” y automáticamente salió la pregunta. ¿La carne es que? La frase estaba inconclusa y el tercer disco formador de la trilogía empezaba a nacer.

— La carne es... blanco... Los tres discos y las tres palabras pueden tener múltiples significados... 

— Si, muchos. Uno imagina que blanco se trata de un blanco para disparar.  Apuntar al blanco, un blanco táctico. Pero también lo pensamos como esa mirada que tiene la gente que al nacer uno esta en “blanco” sin chip. Pero de alguna manera no creemos que eso era tan cierto. “Antes de empezar, en la mira estoy me transformaran en trofeo al fin”. La letra de blanco describe un poco estas dos metáforas que encierra el disco. Igual las interpretaciones quedan a criterio de los escuchas.  

Premios

— Blanco es un gran disco que fue adoptado inmediatamente por la gente pero a la vez fue premiado por todos lados y ahora está nominado a los Premios Gardel como mejor álbum de rock ¿Cómo tomaron esta nominación y estar a la par de tantas bandas ya consagradas?

— Y es algo muy importante para nosotros. Qué te reconozcan músicos y pares es algo que no se puede explicar con palabras. Ya con estar nominados para nosotros es un gran premio. Que sea a mejor álbum de rock más aun. Igual participamos al lado de Las Pelotas, No te va a Gustar, El Cuarteto de Nos e Illya Kuryaki es como decir “guau que bueno estar junto a estas bandas”. Igual es bueno sentir que estamos a la altura de las circunstancias y como banda y en lo personal creo que estamos en el lugar donde debemos estar o nos merecemos estar. La verdad es que estamos muy contentos con la nominación y si lo ganamos, ya será un plus. Como te decía la nominación y participar junto a bandas tan grosas para nosotros es un premio en sí y nos sentimos plenos.

¿Te gustó la nota?