En el norte de la ciudad

Abusó de dos menores de edad durante nueve años

Se trata de Luciano Marcos Horacio Schutt de 26 años. Lo condenaron a 15 años de prisión por abusar de dos niñas de su entorno familiar, dos medias hermanas que convivían con él en la zona norte de la ciudad

Domingo 14 de Junio de 2020

Un hombre de 26 años identificado como Luciano Marcos Horacio Schutt fue condenado a 15 años de prisión por cometer delitos contra la integridad sexual en perjuicio de dos medias hermanas con las que convivía en una casa de la zona norte de la ciudad de Santa Fe. La sentencia fue impuesta por el tribunal integrado por los jueces Leandro Lazzarini, Jorge Patrizi y Susana Luna en el marco de un juicio en el que se abreviaron los procedimientos.

Por los delitos cometidos en perjuicio de una de las niñas, Schutt fue condenado como autor de abuso sexual con acceso carnal calificado (por ser encargado de la guarda y por la convivencia preexistente con la menor), en concurso ideal con promoción a la corrupción de menores calificada (por ser convivientes y por ser encargado de la guarda). En relación a la condena por los ilícitos sufridos por la otra víctima, Schutt fue condenado como autor de abuso sexual gravemente ultrajante calificado (por ser encargado de la guarda y por ser conviviente con la menor), en concurso ideal con promoción a la corrupción de menores calificada (por ser conviviente y por ser encargado de la guarda).

La fiscal que tuvo a su cargo la investigación de los delitos es María Celeste Minniti, quien informó que “el hombre investigado aceptó su culpabilidad en los hechos ilícitos”. También indicó que “la abuela de las víctimas manifestó su conformidad con la calificación legal, la pena y el procedimiento elegido. La mujer quedó a cargo de las niñas por disposición de la Subsecretaría de Derechos de la Niñez, Adolescencia y Familia”.

La funcionaria del MPA precisó que “los delitos venían siendo cometidos desde hacía 10 años y se interrumpieron en junio del año pasado cuando la madre –del condenado y de las víctimas– radicó una denuncia”. En tal sentido, la fiscal detalló que “en 2010, el condenado comenzó a abusar de una de sus medio hermanas y lo hizo durante aproximadamente siete años. Por su parte, a partir de 2017 y hasta la realización de la denuncia lo hizo en perjuicio de la otra menor”.

“Las agresiones sexuales fueron cometidas cuando las niñas quedaban a cargo de Schutt, mientras la madre de los tres trabajaba o dormía”, precisó la fiscal. “Se desplegaron de manera continua y sistemática en perjuicio de las dos niñas, quienes transitaban la escolaridad primaria al momento de los abusos”, informó Minniti.

Vulnerabilidad e indefensión

Acerca de las víctimas, Minniti sostuvo que “son dos personas especialmente vulnerables no solo por ser mujeres, sino también por ser menores de edad” y agregó que “el condenado se aprovechó de ese estado de indefensión”. Además, la fiscal afirmó que “las niñas sufrieron un particular sometimiento en razón de su edad, de la situación de dependencia en la que estaban en relación con el condenado, de la clandestinidad y del uso que le dio el condenado al espacio físico común de convivencia para perpetrar los hechos ilícitos”.

La fiscal también se refirió al daño sufrido por las víctimas. “Se traduce en un flagelo psíquico que las niñas cargarán a lo largo de su vida, con consecuencias en su normal y libre desarrollo sexual y la vulneración a su derecho a la libertad sexual y a la dignidad”, sostuvo.

Por último, Minniti concluyó que “también tuvimos en cuenta la relación que mantenía el condenado con ambas niñas, la diferencia de edad, la corta edad de las víctimas, la modalidad, duración y frecuencia de los abusos”.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario