Policiales

A más de un mes, no hay rastros del taxista que se tiró con su auto al río Coronda

La ayuda de Prefectura, que había llegado a la zona con más tecnología para la búsqueda, no tuvo resultados positivos. Las condiciones en el lugar siguen siendo adversas.

Miércoles 30 de Enero de 2019

Pasaron 38 días y aun no se sabe nada del taxista que se tiró con su auto a las aguas del río Coronda, a la altura de Sauce Viejo. Julio César Ferres se arrojó con su coche, un Renault Logan,  la madrugada del 23 de diciembre.

Desde la Agrupación de Buzos Tácticos de la Policía de la Provincia advirtieron que la búsqueda no cesó pero que las condiciones en el lugar siguen siendo adversas.

La colaboración de Prefectura Naval Argentina no alcanzó. La fuerza nacional se acercó con tecnología y otras herramientas para intentar ubicar el vehículo. Los resultados del ecosonda y de un scánner, que permiten interpretar el lecho del río, no tuvieron resultado.

Solo continúan trabajando en el lugar Buzos Tácticos de la provincia, ya que Prefectura se retiró del lugar. Si bien aseguran que nunca hubo una decisión de suspender la inspección, reconocen que los trabajos fueron interrumpidos por otros llamados de emergencia, entre ellas el triste desenlace de la nena de seis años que cayó al Salado a la altura de Santo Tome el fin de semana.

En el lugar se trabaja a ciegas y a una profundidad de aproximadamente 20 metros. Más allá de la suciedad y de elementos que puede haber sobre en la profundidad y que podrían dificultar los trabajos, el principal problema es otro.

El inconveniente está relacionado con la correntada que hay en esa parte del río, que convierte a la zona en un lugar hostil y peligroso para que puedan descender los buzos tácticos. Sin embargo, no se pierde la esperanza.

Una de las sospechas de quienes trabajan en el rastrillaje es que el vehículo se haya movido a raíz de esa fuerte correntada. Por tal motivo se amplio la zona de búsqueda.

Embed

Eso sí, reconocen que no será sencillo obtener resultados positivos. Los grampines siguen siendo arrojados sobre las aguas del Coronda para intentar "enganchar" el coche, algo que por el momento no sucedió.  

Desde la Agrupación de Buzos Tácticos de la Policía de la Provincia  aclararon a UNO Santa Fe que el inicio de una búsqueda o el cese de la misma no depende de dicha fuerza especial, sino que están atentos a recibir órdenes que puedan venir de la justicia o de sus superiores.

A toda velocidad

Según pudieron reconstruir los investigadores policiales, Julio César Ferres decidió arrojarse a las aguas del río Coronda en las primeras horas del domingo 23 de diciembre.

Fue la expareja de Ferres quien dio avisó a la Policía que durante la madrugada del domingo había recibido varios mensajes de texto del hombre y donde habría dado cuenta de su decisión de quitarse la vida.

Luego de la denuncia de la mujer, efectivos de la Comisaría 19ª de la costera localidad de Sauce Viejo, fueron por calle Las Américas hasta la altura del río Coronda.

Cuando la policía quiso intervenir, el hombre tomó calle Las Américas con su taxi (Renault Logan, patente LMN 440) y aceleró hasta caer en el río y hundirse en cuestión de segundos.

¿Te gustó la nota?