Colón

Garcés: "Me tocó pasar por momentos no tan lindos"

El defensor de Colón Facundo Garcés disfruta de este presente único, pero también recordó cuando no la pasaba bien, ni tampoco su familia

Viernes 18 de Junio de 2021

Con 21 años Facundo Garcés fue la revelación de Colón campeón. El defensor que antes de la Copa de la Liga era una alternativa para conformar el banco de relevos, terminó siendo un pilar defensivo en las semifinales y final. Se ganó un lugar como titular y ahora disfruta de este presente soñado y que hace unos meses era imposible de imaginar.

El marcador central que hizo sus primeros pasos en Náutico El Quillá dialogó con Radio Sol 91.5 y se refirió a este momento tan particular que le toca vivir. Porque además de consagrase campeón, Garcés es hincha fanático de Colón, por lo cual es doble su satisfacción.

"Que el hincha se sienta identificado conmigo es algo hermoso, eso quiere decir que cuando me ven en la cancha se dan cuenta que no regalo nada. Todavía no caigo que le pusimos la primera estrella al escudo. Siempre soñaba con verlo campeón a Colón y tuve la bendición de estar dentro de los 11 titulares que jugaron la final", aseguró.

LEER MÁS: Este sábado será el mano a mano entre Vignatti y el Pulga

Para luego agregar "Luego de la consagración, en el camino del estadio al aeropuerto pude ver como estaba la ciudad porque mi familia y mis amigos me mandaban mensajes y videos. Y cuando llegamos a Sauce Viejo nos costó un montón llegar al predio, era un caos de gente, pero disfrutando de ese momento que lo soñé toda la vida".

En otro tramo de la charla aseguró: "Me tocó pasar momentos no tan lindos y mis familiares sufrían. Pero yo me daba cuenta que mi vieja sufría, no la veía bien cuando mi futuro era incierto. Pero yo sabía que en el final del túnel un rayo de sol iba a ver".

Consultado por el momento en el que en una nota televisiva nombra al Club Náutico el Quillá respondió: "Cómo no lo voy a nombrar si fue mi primer casa mi primer amor a un club. Mis viejos me traían al mediodía y me iba a la noche. Este club significa un montón para mí y para mi familia".

LEER MÁS: Colón, ante la chance de pelear por un tercer título ante Boca

"Tuve dos técnicos en toda mi carrera, desde que llegué a Naútico El Quillá. Uno de ellos Juan Ignacio Martínez y el otro Raúl Romero. Siempre jugué como central con la 2 en la espalda. Y después en Colón fue importante la confianza que me dio Martín Minella, fue clave en un momento en que debía cambiar el chip. Y también Pablo Bonaveri", contó.

Por último habló sobre la pasión por Colón y de los hinchas "Yo iba la cancha y era algo increíble. Lo hacía con mi viejo, mi hermano y mis amigos. Sigo siendo socio de Colón y ahora quiero cumplir el sueño de jugar con gente. Y agradecerle al hincha por la muestras de cariño y espero que lo hayamos hecho sentirse feliz por el título".

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario