Colón

La nueva teoría sobre qué les ocasionó a los jugadores el malestar físico general

Este miércoles se desarrollará otro examen de dengue para los futbolistas que se vieron afectados, mientras el departamento médico evalúa otras causantes del inconveniente.

Lunes 11 de Febrero de 2019

Este miércoles los jugadores afectados por diferentes molestias físicas, que les impidió entrenarse con normalidad durante la semana pasada, se someterán a nuevos estudios a raíz del protocolo que maneja el Ministerio de Salud de la provincia para evaluar si lo que los afectó es el dengue.

Todo nació en el regreso del plantel a los entrenamientos tras la derrota ante Lanús, cuando Leonardo Heredia, Gustavo Toledo y Guillermo Ortiz presentaron síntomas similares a los del dengue. Con el correr de las horas se sumaron otros jugadores, por lo que la afección involucró a diez futbolistas y un integrante del cuerpo médico.

A raíz de este malestar generalizado, el departamento médico del club se comunicó con el Ministerio de Salud, que los citó a los futbolistas al Hospital José María Cullen para someterse a los análisis pertinentes.

A las pocas horas se conocieron los resultados, que en primera instancia arrojaron un resultado negativo de dengue. Al otro día el club les realizó por su cuenta diversos exámenes, donde no se detectó ninguna afección en particular.

Julio Befani, titular del área de Epidemiología de la Provincia de Santa Fe, además de no descartar que los jugadores tengan dengue, manifestó que "el tratamiento que les recomendaría es el que se indica cuando tienen fiebre, reposo, y el uso de repelentes además del aislamiento".

Pero los jugadores de a poco se fueron sintiendo mejor, la fiebre fue desapareciendo y se fueron sumando a los trabajos que sus compañeros siguen desarrollando en el Complejo Ciudad Fútbol, a la espera del encuentro ante Vélez del próximo viernes a las 19.

Y más allá que falte un nuevo estudio que les realizará el Ministerio de Salud de la provincia, el departamento médico del club evalúa que lo que ocasionó el malestar que sufrieron los 10 jugadores sabaleros y el kinesiólogo fue el rotavirus.

¿Qué es el rotavirus?

Es un virus que causa gastroenteritis. Síntomas incluyen diarrea severa, vómitos, fiebre y deshidratación. Es muy fácil que los niños con este virus se lo contagien a otros menores y a veces a los adultos. Una vez que un niño adquiere el virus toma unos dos días para que se enferme. Los vómitos y la diarrea pueden durar entre tres y ocho días.

Si bien las infecciones por rotavirus son desagradables, por lo general se pueden tratar en el hogar con un consumo mayor de líquidos para evitar la deshidratación. En algunos casos, la deshidratación grave requiere la administración de líquidos intravenosos en un hospital. La deshidratación es una complicación grave del rotavirus y una de las causas principales de muerte infantil en los países en vías de desarrollo.

La vacunación puede ayudar a evitar la infección por rotavirus en los bebés. En el caso de los niños mayores y los adultos, que no tienen tantas probabilidades de desarrollar síntomas graves del rotavirus, lavarse las manos con frecuencia es la mejor defensa.

Síntomas
Una infección con rotavirus generalmente se presenta dentro de los dos días de la exposición al virus. Los síntomas iniciales son una fiebre y vómitos, seguidos por tres a siete días de diarrea acuosa. La infección también puede causar dolor abdominal.

En los adultos que son sanos, una infección con rotavirus puede causar solo signos y síntomas leves, o no tener síntomas.

No hay medicinas para tratarlo. Para prevenir la deshidratación, se suele administrar muchos líquidos. También se puede recetar líquidos de rehidratación oral. Algunos pacientes necesitan ir a un hospital para recibir líquidos por vía intravenosa. 

¿Te gustó la nota?