Información General

Serán de género X quienes no se identifiquen como hombre o mujer en Nueva York

Las personas nacidas y que residan en Nueva York que no se identifiquen como hombre o mujer podrán cambiar sus actas de nacimiento a sexo "X" desde el 1 de enero próximo gracias a una nueva legislación, informó la alcaldía de esa ciudad estadounidense.

Lunes 31 de Diciembre de 2018

"A todos los neoyorquinos trans y no binarios: lo vemos, lo escuchamos y lo respetamos. A partir de 2019, todos los neoyorquinos podrán cambiar su sexo en su certificado de nacimiento a M, F o X, sin una nota del doctor", escribió en su cuenta oficial de Twitter la alcaldía comandada por Bill de Blasio.

La ley permitirá que los padres elijan la designación "X" para sus recién nacidos y que los adultos cambien el género en sus actas de nacimiento sin una declaración jurada de un médico si sienten que no los representa.
"Este proyecto de ley es una victoria para las personas transgénero, no binarias y no conformes con el género, y un paso importante hacia la igualdad", aseguró en el video compartido en Twitter por la alcaldía la actriz estadounidense Asia Kate Dillon, en una de sus disertaciones luego de que se aprobó la ley en septiembre.

"El sexo asignado de una persona se utiliza para determinar su identidad de género. A pesar de que me asignaron mujer al nacer, no me identifico con la identidad de género que se les da a las personas a las que se les asigna mujer al nacer", contó Dillon.

"La habilidad de cambiar esa marca, de cambiar esa F´ a unaX´, es una forma de evitar los sistemas binarios de masculino y femenino y de hombres y mujeres, es un paso esencial hacia la ruptura de los sistemas ideológicos binarios, creados en para justificar y defender la opresión social, política y económica", agregó la actriz en el video compartido por la alcaldía neoyorquina.

La nueva legislación, que entra en vigor el 1 de enero, fue aprobada en septiembre por el Concejo Municipal con 41 votos a favor y 6 en contra.

"Cambiar la F´ por una X´ no solo sería una validación de mi realidad, sino que me permitiría ser visto primero como un ser humano, una persona cuyo cuerpo no indica nada más que eso: que es mi cuerpo", concluyó Dillon.

¿Te gustó la nota?