Santa Fe

La Feria Popular, un signo de recuperación del cordón verde

El sector frutihortícola santafesino perdió numerosas hectáreas desde fines de los 90 y recién en los últimos cinco años cobró fuerzas para volver a crecer. Hoy los resultados inciden con fuerza en el mercado local.

Domingo 29 de Junio de 2014

Se inauguró de manera oficial la Feria Popular que se lleva adelante los sábados (desde hace dos semanas) en la Sociedad de Quinteros de Santa Fe –en avenida Aristóbulo del Valle 9.127. Esto se vincula, además de la necesidad de un vínculo más directo entre el productor y el consumidor, con el crecimiento que tuvo en los últimos dos años el cordón frutihortícola santafesino.

Luego de una abrupta caída en la cantidad de hectáreas sembradas, hoy la recuperación del sector es cada vez más evidente y los beneficios se reflejan en el mercado. Cada fin de semana arriban al lugar tanto productores como vecinos de localidades vecinas. Alrededor de 40 puesteros de Santa Fe y de pueblos y ciudades del corredor de la ruta provincial Nº 1 y también de Monte Vera, Recreo y Arroyo Aguiar, ofrecen sus productos desde las 8 a las 14.

Uno de los factores que contribuyen a las tarifas que pueden ofrecer los puesteros es el hecho de que no deben abonar ningún alquiler por el lugar en el cual se instalan.

La idea de sus impulsores es poder ampliar este margen de atención y poder ofrecer los productos en fechas especiales, tales como Navidad y Año Nuevo. El convenio que se firmó con la Municipalidad de Santa Fe es de dos años, con opción a una prórroga.

Para orientar a los consumidores acerca de un uso óptimo de los productos adquiridos, una de las emprendedoras, Bernardita Brega, realiza cada sábado una receta diferente con los vegetales del lugar y para degustación de los presentes.

Uno de los fines de esta feria es convertirse en referente de precios para evitar abusos en las verdulerías y supermercados santafesinos, sin entablar una competencia directa con los comercios, pero con la firme intención de que la ciudadanía conozca no solo aquello que se produce en la zona sino también los valores reales de la mercadería recién salida de las quintas.

Otro aspecto positivo de esta experiencia se vincula con la interacción entre los distintos niveles de gobierno –nacional, provincial y municipal– con una entidad productiva, en un fin común, dado que fue necesaria la decisión y el apoyo de diferentes autoridades para lograr que la iniciativa se pueda poner en marcha.

Cabe destacar que otras organizaciones de la ciudad, tales como La Verdecita, se suman desde hace tiempo a propuestas de estas características, como una alternativa de producto orgánico y más barato.

¿Te gustó la nota?