Colón

El inentendible caso de Tomás Sandoval y Colón

El delantero Tomás Sandoval no tiene lugar en el plantel de Colón. Sin embargo la dirigencia no lo negoció a Platense y ahora quedó totalmente relegado

Martes 27 de Julio de 2021

Los números de Tomás Sandoval con la camiseta de Colón son irreprochables. Con 22 años, jugó 34 partidos y convirtió ocho goles. Pero en la gran mayoría de los encuentros ingresó en la etapa complementaria sumando pocos minutos. En total lleva disputados 880', con un promedio de un gol cada 110'.

Sin embargo, la realidad indica que desde su debut en 2016 bajo la conducción de Ricardo Johansen, nunca logró afirmarse como titular. Pasaron: Paolo Montero, Eduardo Domínguez, Julio Comesaña, Pablo Lavallén, Diego Osella y la vuelta de Domínguez. Y ninguno de ellos le dio continuidad.

Pero más allá de esta cuestión, lo que suena ilógico es que la dirigencia no lo ceda a algún equipo como para que tenga la chance de jugar. Algo similar a lo que sucedió con Tomás Chancalay. Hace unas semanas vino a buscarlo Platense, pero no hubo acuerdo.

LEER MÁS: A Colón le ofrecieron un volante con pasado en el Sabalero

Hoy la realidad indica que Sandoval está totalmente relegado, al punto tal que ni siquiera fue convocado para el partido ante Lanús, ni tampoco para jugar frente a Huracán. Así las cosas, el jugador no tendrá la posibilidad de mostrarse en este torneo y perderá valor. De allí lo inexplicable de su situación.

El año pasado, los dirigentes sabaleros le extendieron el contrato. El mismo vencía en junio de este año y lo prolongaron hasta diciembre del 2022, con una mejora. Y Sandoval cuando le tocó jugar respondió, de hecho marcó tres goles seguidos.

En la útima fecha de la Copa Diego Maradona, anotó en la derrota ante Talleres por 2-1. En la 1ª fecha de la Copa de la Liga convirtió en la goleada frente a Central Córdoba 3-0 y en la jornada siguiente volvió a marcar en el triunfo 2-0 como local contra San Lorenzo.

LEER MÁS: Colón quiere recuperarse ante Huracán en el Tomás Ducó

Pero luego de esa racha goleadora, Domínguez apenas lo hizo jugar 18' en el torneo, ingresó ocho minutos con Banfield, uno con Aldosivi, tres con Estudiantes y seis con Godoy Cruz. Así resulta imposible que el futbolista adquiera confianza y rodaje.

En consecuencia, lo más sensato es prestarlo a otro equipo en donde tenga la posibilidad de jugar. Caso contrario todos terminarán perdiendo, ya que el jugador se desvalorizará y Colón perderá capital. A todas luces, resulta un caso muy complejo y difícil de revelar.

LEER MÁS: Colón: Las intimidades nunca contadas de Eduardo Domínguez

Pero lo cierto es que desde hace tiempo en Colón, una pregunta que siempre surge es ¿Qué pasa con Sandoval? y la verdad es que nadie tiene una respuesta. Pasan los años, los mercados de pases, el delantero sigue en el club, se le renueva el contrato pero no juega.

A esta altura, parece más fácil ganar el Quini 6 que comprender el manejo que muestra Colón con el caso de Tomás Sandoval. Por el bien de todos, sería saludable encontrar una solución y si no juega en el Sabalero que lo haga en otro equipo. El ejemplo de Chancalay debe servir para no equivocar el camino.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario