Colón

Las dos bombas que pretende hacer explotar Vignatti

Colón dio uno de los golpes del mercado de pases con la llegada de Luis Rodríguez, y en el cierre del libro el presidente quiere anunciar otras dos contrataciones rutilantes.

Miércoles 16 de Enero de 2019

Los dirigentes de Colón salieron al mercado de pases con la consigna de contratar a jugadores de jerarquía y calidad, para dar el gran salto en las competencias oficiales de 2019, luego de la llegada de Julio Comesaña como entrenador.

Desde que José Vignatti llegó nuevamente a la conducción del club tuvo la mira puesta en darle un salto de calidad al fútbol, ya que en los últimos años Colón había perdido la costumbre de codearse con los mejores equipos del país y había comenzado a complicarse con los promedios.

Primero se apostó por Paolo Montero, quien a mitad de camino se fue y entonces la decisión fue contratar a Eduardo Domínguez, quien marcó un antes y un después en la historia reciente del club, ya que consiguió un triunfo ante Unión de visitante después de mucho tiempo, y cerró dos grandes campañas con clasificaciones a la Sudamericana incluidas.

Colón tiene dinero fresco por las ventas de Javier Correa, Lucas Alario y Germán Conti, y luego de paliar la difícil situación económica que atravesaba el club, ahora la apuesta es reforzar al plantel con jugadores de renombre.

Embed

En el inicio de 2018 se hizo un gran esfuerzo para sumar a Javier Correa y Alan Ruiz, y en el receso del invierno de dicho año se estuvo muy cerca de contratar al chileno Mauricio Pinilla, quien a último momento se negó a arribar a Santa Fe, esgrimiendo inconvenientes familiares.

Y en este mercado al golpe se lo dio sin mucho dinero pero sí con ingenio, ya que se sumó a Luis Miguel Rodríguez, ídolo de la hinchada de Atlético Tucumán y una de las figuras del segundo semestre del año pasado.

Pero la consigna sigue siendo sumar jugadores de jerarquía, y luego de varias novelas en este mercado de pases, la decisión es seguir insistiendo por dos jugadores que estuvieron en el radar de los rojinegros aunque las negociaciones no se pudieron cerrar por diferentes motivos.

Se le realizará un nuevo ofrecimiento a Teófilo Gutiérrez, que también está en el radar de Independiente. En su momento Vignatti dijo que se habían retirado de la negociación luego de que se rechazara la primera propuesta, pero ante la falta de alternativas en el mercado se intentaría realizar una nueva oferta para tratar de seducirlo definitivamente. 

Mientras que la otra gestión que se intentará agilizar tiene que ver con el santafesino Brian Fernández. El exjugador de Racing y Defensa y Justicia viene de convertir un gol para el Necaxa, en el triunfo por 2-1 ante Pumas.

El presidente reconoció hace un par de semanas el contacto constante con el jugador, aunque también admitió que la negociación era muy difícil ya que Necaxa se oponía a su salida.

El delantero sigue con el deseo de llegar a Colón y los dirigentes tratan de convencerlo para que haga un último intento con los popes del Necaxa para lograr un préstamo por un año.

Sin dudas que se trata de una empresa muy difícil, atendiendo a que viene de convertir un gol muy importante en el certamen azteca, que su actual club desembolsó un dinero muy importante para comprarle el pase y que se fue Claudio Riaño (arregló en Rosario Central), con lo cual es poco probable que Necaxa esté dispuesto a desprenderse de otro atacante.

De igual manera se intentará reflotar ambas gestiones, ya que serían dos jugadores que le podrían dar un salto de calidad a un plantel, que bajo las órdenes de Comesaña se prepara para pisar bien fuerte en 2019.

¿Te gustó la nota?