El País

La provincia de San Luis recibirá mañana a tres familias de refugiados sirios

Provienen de la ciudad de Alepo. El gobierno sostiene a los refugiados que llegan a la provincia inicialmente por tres meses, plazo que pueden renovar hasta que logren su propio sustento

Sábado 11 de Marzo de 2017

La provincia de San Luis recibirá mañana por la noche a tres familias de refugiados sirios procedentes de la ciudad de Alepo, anunció el gobernador Alberto Rodríguez Saá, quien adelantó que pondrán un médico pediatra a disposición para la atención de los niños, que junto a sus padres pasarán la noche en la residencia de la Universidad de la Punta (ULP).

"El domingo llegarán tres familias (de Alepo) escapándole a las balas y al drama, y vamos a recibir a los chicos con juguetes y juegos, para contenerlos y ayudarlos", dijo Rodríguez Saá a radio FM Cielo de Buenos Aires.

Liliana Sheines, responsable del Comité de Refugiados en San Luis, que había adelantado a Télam en marzo el arribo de las tres familias sirias, afirmó hoy que el grupo está compuesto por 13 personas que llegarán al aeropuerto de Ezeiza a las 21.10 y desde allí se trasladarán a San Luis después de las 23, donde serán recibidos por el gobernador y autoridades provinciales.

Debido al horario, las tres familias serán alojadas en la residencia en la Universidad de la Punta (ULP), señaló Scheines.

El grupo familiar más numeroso, compuesto por 5 personas, está formado por un matrimonio integrado por George, técnico de máquinas de coser y chofer, y María, ama de casa, junto a sus hijos Jouni, Mikl, y Fadi, de 16, 10 y 7 años, respectivamente y la abuela Rymond, madre de George, de 72 años.

La segunda familia está compuesta por Joudy, la única niña que llegará a San Luis y festejará aquí su cumpleaños número 10 junto a su padre Antoine (36) de profesión mecánico y su madre Georgina (32) que es peluquera.

El tercer grupo esta integrado por Abelardo, un bebé de 5 meses y medio, su hermano Housip, de 8 años, hijos de Joseph (35) que se dedica a la herrería y Maya (31), que es cosmetóloga.

Las familias contarán con el apoyo de Lana y Majb, la primera pareja que eligió San Luis hace un mes para radicarse lejos de la guerra, quienes oficiarán de traductores y serán piezas clave para la inserción de los recién llegados, que sólo hablan árabe.

Lana y Majb viven en las residencias de la ULP y fueron empleados por el gobierno provincial.

Majb trabaja como cocinero en el Hotel Internacional de Potrero de los Funes y Lana es profesora de inglés en esa Universidad.

El gobierno de San Luis sostiene a los refugiados que llegan a la provincia inicialmente por tres meses, plazo que pueden renovar hasta que logren su propio sustento, criterio que se aplicó a Lana y Majb y que se replicará con las familias que arribarán este domingo.

¿Te gustó la nota?