Ovación

Villar: "Estamos cansados de los robos"

Lo señaló Juan José Villar, presidente de Querandí RC, entidad ubicada en el sur de la ciudad, y que fue víctima de robos y destrozos, dos noches seguidas

Miércoles 10 de Marzo de 2021

El Querandí Rugby Club fue víctima de la inseguridad durante dos jornadas consecutivas. En menos de 24 horas, la prestigiosa entidad, en la que se practica rugby y hockey, fue víctima de la inseguridad. Fueron dos robos en muy poco tiempo. Delincuentes ingresaron el domingo y el lunes por la noche. Sustrajeron palos de golf, reflectores, y otros elementos, como así también destrozos en diversos lugares que provocaron mucha indignación.

Pese a las reuniones que se han mantenido con las autoridades policiales y de la cartera de seguridad, no se encuentra solución, y no solamente afecta al club en cuestión, sino a todas aquellas instituciones como el instituto de Educación Física, la Asociación Santafesina de Hockey, y el Centro de Alto Rendimiento Deportivo, a lo que hay sumarle la preocupación por la presencia de un destacamento en Raúl Tacca al 700, el cual no tiene ningún efecto disuasivo.

"Efectivamente entraron en la noche del domingo para lunes, lo hicieron a la cantina, rompieron la parte de una cocina, quisieron robar plata, que no había. Se robaron algún palo de golf, algunas bebidas y nos robaron dos reflectores leds que habíamos puesto en la zona de los vestuarios y que habíamos colocado la semana pasada" comenzó describiendo Juan José Villar a UNO Santa Fe.

robo2.jpg
Los dirigentes de la entidad deportiva se mostraron muy molestos por el costo de reparación de los elementos dañados.

Los dirigentes de la entidad deportiva se mostraron muy molestos por el costo de reparación de los elementos dañados.

El presidente de Querandí Rugby Club expresó que "anteanoche, de lunes para martes, a la madrugada, se quedó el del buffet, dentro del quincho, porque no habíamos podido terminar de hacer los arreglos en la cantina, sintió ruidos, salió y vio cómo se escapaban estos chantas. Llamó a la policía, pero no los pudieron agarrar".

El dirigente de la entidad ubicada en Raúl Tacca y 4 de Enero agregó que "luego vi que se quisieron robar otros reflectores que estaban afuera del buffet, pegaron el tirón, rompieron el cable, pero no lo pudieron sacar. Cuando entraron a la cantina la otra vez, rompieron un sensor de alarma, Nos habían arruinado el sector de alarma que se había podido reparar. Pero bueno, estamos a la buena de Dios, no hay solución, no somos los únicos, al Isef también le robaron unos reflectores, y la verdad es que estamos cansados".

"Estamos cansados todos los que estamos en ese sector de la ciudad, todos los que estamos ahí, todas las instituciones, porque no le vemos que nos den una solución. No vemos que se haga algo, más allá de las reuniones que hemos mantenido el año pasado con las autoridades de seguridad y policiales. Se hizo una orden operacional, y sobre todo preocupa en el lugar que estamos" sostuvo Villar, visiblemente molesto por la situación que les toca pasar por la inseguridad.

El presidente de Querandí agregó que "estamos a una cuadra de la Jefatura de la Unidad Regional Uno, a 50 metros de una brigada que es la encargada de cumplir con esa orden operacional, pero ya no vemos que se cumpla, ni que lo estén haciendo bien. Eso sumado a toda la oscuridad, generalmente en calle Raúl Tacca, anda un farol y cinco o seis no, es realmente una boca de lobos. Forma parte de la desidia de siempre".

"Nos estamos poniendo de acuerdo entre nosotros, entre las instituciones que estamos ahí, la Bacho, Solares del Sur, nos vamos a reunir próximamente para ver si podemos encontrarle una solución, entre nosotros, si contratamos seguridad privada, o compartirla, no se sinceramente como podríamos implementarlo, pero estamos complicados" confió un enojado y molesto Juan José Villar.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario