Santa Fe

El Concejo aprobó el Presupuesto 2021 para la ciudad

Con algunos cruces entre los ediles se aprobó la ordenanza que contempla la posibilidad de tomar deuda por 213 millones de pesos. También se votó la norma tributaria

Martes 15 de Diciembre de 2020

Este martes el Concejo municipal aprobó el presupuesto municipal para 2021 que estima gastos por $13.486.347.790, lo que representa un crecimiento del 27% respecto al año pasado. La concejala del FPCyS Laura Mondino evaluó como “muy positivo” el proyecto de presupuesto 2021 enviado por el Ejecutivo local que se aprobó este martes en la sesión del Concejo Municipal, con modificaciones incorporadas por los distintos bloques.

Entre los puntos, Mondino destacó las proyecciones de obras que se prevén en el marco del Plan Integrar. “Se trata de un proyecto plural, transversal y colectivo en el que estamos tejiendo voluntades entre el Estado, las organizaciones sociales y los vecinos y vecinas, para mejorar la calidad de vida en nuestros barrios y favorecer la convivencia social”, graficó.

“Este presupuesto refleja la idea de trabajar por una ciudad integrada. Las obras que incluye vienen a reforzar este sentido de la convivencia, porque van a cambiar seguramente la vida de muchas personas, como es el caso de la provisión de agua potable para Colastiné Sur con una inversión de 32 millones de pesos. ¿Cómo podemos pensar en una convivencia pacífica en una ciudad donde todo relucía entre bulevares mientras que en algunos barrios, diez minutos más allá, no había ni siquiera agua potable?”, consideró.

La edila subrayó, entre los puntos salientes, los 939 millones que se van a invertir en obras de bacheo, mejorado de calles, iluminación y obras hídricas en barrios del cordón oeste. “Nos parece muy importante además el anuncio de la creación de un sistema de 20 Estaciones, porque implica la presencia real del municipio en cada barrio, atendiendo de manera eficaz los problemas cotidianos”, sostuvo.

"Venimos de la historia de un gobierno municipal que se cansó de posar para la foto. Que prometió irresponsablemente y anunció inversiones que nunca llegaron, o que llegaron a medias, como las luces LED de Bulevar que iban a durar diez años y que al año y medio ya no funcionaban más. Como la obra de Avenida Freyre, que se había anunciado pero nunca se terminó. Como la obra de cloaca incompleta en Santa Rosa de Lima o el Jardín Municipal de barrio Santa Marta, que se anunció y nunca se hizo. Como el parque automotor abandonado, sin mantenimiento. Recibimos una ciudad que, a partir de las elecciones en las que la anterior gestión perdió, fue literalmente abandonada en su municipalismo básico", estimó.

Por su parte, el concejal de la UCR-Juntos por el Cambio, Carlos Suárez, criticó el proyecto de ordenanza de Presupuesto Municipal elaborado por el Ejecutivo, y tratado en la sesión de este martes del Concejo Municipal. “Es un Presupuesto que desatiende claramente los servicios públicos, y se aleja de los problemas cotidianos que aquejan diariamente a los vecinos de la ciudad. Alejado de la realidad desde el punto de vista técnico y desde el punto de vista de las políticas públicas, que deben encender el camino del desarrollo urbano con inclusión social. Es un Presupuesto sin rumbo”, afirmó el edil.

En tanto, los concejales Luciana Ceresola y Sebastián Mastropaolo se refirieron al proyecto con algunas críticas, aunque votaron a favor. “Coincido en que es un año muy difícil dónde todas las previsiones quedan en un halo de incertidumbre, pero me parece que es un presupuesto sumamente austero. Apoyamos siempre como oposición constructiva, estamos para sumar, para crecer, también agradecemos que se nos escuche con todas las propuestas que tenemos para hacerle al Ejecutivo pero no podemos conformarnos con la mediocridad”, sostuvo Ceresola y Mastropaolo completó: "Este presupuesto nos deja un sabor a poco, falta, esperábamos más. Lo digo desde un lugar crítico pero a la vez desde un lugar que siempre hemos querido acompañar en un año muy crítico para todos. Me parece que había que haber sido más innovadores, desafiantes, un camino hacia el futuro".

Los concejales de Juntos por el Cambio, Inés Larriera y Carlos Pereira, se abstuvieron de votar la ordenanza de Presupuesto enviada por Ejecutivo. "Se plantean hacer obras que vemos como ficticias, porque no tienen financiamiento real y dependen de convenios que no están firmados, ni con provincia ni con nación; y de préstamos que no han sido solicitados ni otorgados. Además, queda en claro que no les importa la seguridad, que es la principal preocupación de los vecinos, ni salud en un año donde la pandemia va a seguir estando en el tapete", señalaron.

En el mismo sentido, los ediles indicaron que la actual gestión municipal pone como excusa la deuda heredada para justificar la inacción en este año, pero a su vez proponen aumentarla en el Presupuesto. "Llama la atención que después de haberle echado la culpa a la deuda que recibieron, ahora opten por hacerla crecer", sostuvieron en relación a la posibilidad de tomar deuda por 213 millones de pesos.

Con relación a la ordenanza Tributaria, los concejales de Juntos por el Cambio reclamaron que se vuelva al cálculo original para la actualización, con un techo trimestral del 8%. "Al abandonar la fórmula anterior para la actualización de la Tasa, en algunos sectores el incremento trimestral durante este año fue del 20%, en otros del 17 y en otros del 15. Es decir que hubo aumentos sobre el doble de la inflación. Si esto no se modifica, en 2021 hay vecinos que van a pagar el doble de lo que pagó en enero de este año", detallaron.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario