Santa Fe

Santa Fe, uno de los mejores proyectos en prevención del trabajo infantil

Es una de las nueve mejores experiencias de Latinoamérica. Se trata del programa “El trabajo no es cosa de chicos” puesto en marcha desde 2010 a través de los Centros de Cuidado Infantil.

Jueves 13 de Junio de 2013

El programa “El trabajo no es cosa de chicos” encarado por el Ministerio de Trabajo y Seguridad Social de la provincia desde 2010, fue seleccionado por la Red Latinoamericana contra el Trabajo Infantil (Red Lacti) como mejor práctica de Argentina, en materia de prevención y erradicación de esa problemática junto a otras nueve experiencias latinoamericanas.

Con ello, la iniciativa fue reconocida como “buena práctica” por parte de la Organización Internacional del Trabajo (OIT). La misma posibilitó la apertura de centros de Cuidado Infantil que funcionan según tipo de cosechas: frutilla, Centros de Cuidado Infantil de Coronda y Desvío Arijón; algodón y caña de azúcar, Centro de Cuidado Infantil de San Antonio de Obligado; zanahoria, Centro de Cuidado Infantil de Cayastá; batata, Centro de Cuidado Infantil de Colonia Durán; y Centro de Cuidado Infantil de Reconquista, que aborda la problemática del trabajo infantil en basurales urbanos.

El comité de evaluación estuvo formado por dos integrantes de la Fundación Telefónica, dos representantes de la OIT y un representante de la Red Lacti.

El concurso, en el que se presentaron 74 experiencias de nueve países de América Latina, se encuentra en la fase de votación final online hasta el próximo 12 de julio, para seleccionar las cinco más votadas.

Para dicho concurso, la OIT considera una buena práctica “toda experiencia que haya sido efectiva en la prevención y erradicación del trabajo infantil y en la protección del trabajo adolescente permitido, y que posea características que, en parte o en su totalidad, puedan ser replicadas en otros contextos y situaciones”.

EFICIENCIA Y EJECUCIÓN

Los criterios para la evaluación de las experiencias, están relacionados a: su innovación y creatividad; eficacia e impacto de la acción; replicabilidad; sostenibilidad; pertinencia; el trabajo en red, y a su eficiencia y ejecución.

Las cinco experiencias más votadas se presentarán en el “IV Encuentro Internacional contra el trabajo infantil”, que se desarrollará en Brasil el 26 de agosto próximo.

PARA VOTAR

La votación se realiza a través de la página web de la Red Latinoamericana contra el Trabajo Infantil, a través del link:

[%(link0)]http://www.redcontraeltrabajoinfantil.com/page/buenas-practicas-2

Cada persona podrá votar la experiencia una vez que se haya registrado como usuario en el sitio de la Red. La modalidad del voto, es asignando a la experiencia un valor entre una y seis estrellas.

ACERCA DEL PROGRAMA PROVINCIAL

El programa “El trabajo no es cosa de chicos” es una iniciativa del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social de Santa Fe que se lleva adelante con la articulación de diferentes actores vinculados a esta problemática. El objetivo es la prevención del trabajo infantil doméstico, en el ámbito rural y urbano.

La apertura de los Centros de Cuidado Infantil permite a los padres cumplir sus jornadas en las quintas o campos próximas a estas instituciones, con la tranquilidad de que sus hijos más pequeños quedarán en un lugar seguro, con los cuidados adecuados que garantizan su correcta alimentación, higiene, salud, formación y estimulación temprana acordes a su edad, brindados por un equipo multidisciplinario integrado, entre otros, por asistentes sociales y maestras jardineras, especialmente entrenados para la protección de derechos y la atención formativa de los beneficiarios de este programa.

SIETE CCI

En 2011 se inauguraron dos centros ubicados en Coronda (departamento San Jerónimo), para contener a niños y niñas de trabajadores temporarios en época de cosecha de la frutilla.

A estos dos centros se suman, en el año 2012, uno en Desvío Arijón (departamento San Jarónimo) y otro en Cayastá (departamento Garay) durante la cosecha de zanahorias.

En 2013 comenzaron a funcionar tres nuevos centros: en Colonia Durán (departamento San Javier) para familias de la comunidad mocoví, que trabajan en la producción de batata; en San Antonio de Obligado (departamento General Obligado), durante la cosecha de algodón y caña de azúcar; y en Reconquista (departamento General Obligado), destinado a contener a los hijos de medio centenar de familias mientras desarrollan tareas de recolección, selección y comercialización de desechos domiciliarios.

Se trata de una experiencia inédita en el país porque es generada desde el Estado pero se basa en la articulación público privada para ser llevada adelante.

¿Te gustó la nota?