Ovación

Alma Juniors de Esperanza, con una situación muy complicada

El presidente Alma Juniors, Alejandro Marcuzzi, destacó que está difícil afrontar todos los gastos de una institución deportiva, y pidió la colaboración.

Martes 02 de Junio de 2020

Fundado el 15 de julio de 1932, y próximo a cumplir 88 años de vida, Alma Juniors de Esperanza, al igual que muchas entidades deportivas de la provincia de Santa Fe, están sufriendo las consecuencias del parate deportivo, provocado por la cuarentena dispuesta por las autoridades gubernamentales a partir de la pandemia de Covid-19.

No sorprende a nadie que los clubes están sufriendo, porque al estar cerrados, y el socio no poder concurrir, ha caído el pago de la cuota societaria, y por eso se requiere de ayuda gubernamental. Una institución como Alma Juniors de Esperanza, que tiene varios predios, requiere un mantenimiento importante, y eso exige erogaciones calificadas.

En las últimas horas, el presidente de la institución, Alejandro Marcuzzi, expresó que "la situación de nuestro club es apremiante, el mantenimiento demanda una importante cantidad de recursos, tanto económicos como personales. Tenemos nueve personas inscriptas como dependientes, entre administrativos y maestranza".

El dirigente esperancino comentó que "También contamos con cincuenta profesores en sus actividades deportivas y sociales. Es decir que estamos dando empleo a unas sesenta personas. La cobranza de cuota sociales disminuyó muchísimo, y con esas cuotas se cubren parte de los gastos ordinarios".

Y sostuvo que "enfatizo que es en parte porque la cuota societaria que percibe la institución es insuficiente para cubrir tales gastos porque la hemos adaptado a la idiosincracia de la ciudad de Esperanza. No podemos cobrar lo mismo que un club con las características de Alma Juniors en relación a los de Santa Fe, Rosario y ni hablar de Buenos Aires".

image.png
El presidente de Alma Juniors que el aporte de la Mutual se ha hecho indispensable.

El presidente de Alma Juniors que el aporte de la Mutual se ha hecho indispensable.

El doctor Marcuzzi expresó que "Cada disciplina cuenta con una subcomisión a la que le hemos intentado dar el mayor grado de autonomía posible. Esto significa que cada subcomisión a principios de cada año proyecta su actividad y establece diferentes variables, como por ejemplo los honorarios de los entrenadores"

Más sensaciones

Desde la primera Colonia Agrícola, Nano Marcuzzi resaltó que "es importante señalar que antes del dictado de la cuarentena obligatoria la situación económica financiera de la institución no era muy fuerte. Es un club que necesitaba el apoyo de la Mutual para hacer frente a las necesidades ordinarias de mantenimiento y pago de sueldos".

"Con el aislamiento obligatorilgg0o la situación empeoró mucho, y se está haciendo un gran esfuerzo cumplir lo que es los sueldos del personal, como así también los honorarios de los profesores. El perjuicio que estamos sufriendo, al igual que toda la ciudadanía, es muy grave. El deterioro económico ya es innegable, por suerte contamos con el apoyo de la entidad Mutual" destacó el dirigente de la entidad ubicada en la ciudad cabecera del departamento Las Colonias.

Explicó que "somos más de 2.000 socios y más 1.000 deportistas. El daño social y deportivo es muy severo, me refiero a la gran cantidad de chicos que se van a alejar de la institución, de la vida del club, y de sus valores. Es un daño muy grande y por eso creo que el estado debería brindar más apoyo a los clubes de barrio, y el acompañamiento debe ser siempre".

Finalmente, se refirió a lo que están haciendo para poder lograr recursos, sobre lo cual destacó que "estamos organizando una rifa muy interesante para poder ayudar a los profesores del club, la que saldrá a la venta próximamente, y seguimos pensando en un abanico enorme de posibilidades, pero nos resulta muy dificil porque no hay nada seguro, no hay nada claro, ya que todo va cambiando de a horas, y de este modo se complica en un club".

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario