Santa Fe

Avanza la construcción de un nuevo espacio para la atención de cardiopatías congénitas en el Alassia

Con una inversión superior a los $50.000.000 se construyen salas de Hemodinamia, Cirugías y de Espera, llamada "El Refugio", para la contención de los familiares de los niños internados

Lunes 19 de Septiembre de 2022

El gobierno de la provincia construye en el Hospital de Niños "Orlando Alassia" de la ciudad de Santa Fe una sala de Hemodinamia, para la instalación del angiógrafo que recibirá la provincia; una Sala de Endoscopía y una Sala de Espera llamada “El Refugio”, para la contención de los familiares de los niños internados en ese efector. La inversión supera los $50 millones.

El objetivo es alcanzar el máximo nivel posible en materia de atención médica pediátrica, con la complejidad de los casos que se presentan e innovar en la mencionada Sala de Espera, que será única en efectores de salud.

La ministra de Infraestructura, Silvina Frana, se refirió al avance de las obras y valoró la decisión política del gobernador Omar Perotti en materia sanitaria: “A fines del año pasado se anunció la construcción de nuevas áreas para la atención de cardiopatías congénitas y hoy ya se pueden ver las obras. Estamos cumpliendo con el compromiso asumido por el gobernador para que la Fundación de Cardiopatías Congénitas construya los espacios para que los profesionales de la salud pública puedan llevar a cabo este tipo de intervenciones, lo que sin dudas será una referencia importante para el centro norte provincial".

"Me siento orgullosa de que esto suceda, que el gobernador Omar Perotti acompañe estas instituciones como la Fundación de Cardiopatías Congénitas, donde sus integrantes han transformado el dolor en verdadero servicio a la comunidad y eso no tiene precio”, señaló la ministra.

Una obra fundamental

Por su parte, el presidente de la Fundación Cardiopatías Congénitas, Ramiro Puyol, indicó: “Para nosotros es una obra fundamental y que esperábamos hace muchos años, para que los papás no se tengan que trasladar a Buenos Aires. Es un sueño que ya se está comenzando a cumplir y eso llena de orgullo a nuestra fundación”.

“Porque quienes hacemos la Fundación -continuó-, sabemos cómo se viven esos momentos en los que nuestros hijos están en una sala de quirófano en una cirugía a corazón abierto, porque cuando lo que se vive internamente es emocionalmente agobiante, cobra relevancia el mundo externo como sostén. Una forma de cumplir esta función es a través de acciones de cuidado a partir de entornos físicos que sean fuente de experiencias sensoriales de bienestar configurados para ser ambientes donde poder sentir calma, espacios respetuosos donde poder ser acompañado o asistido en el sufrimiento, lugares donde descansar y recuperar fuerzas para continuar con la labor de cuidado de la persona en situación de enfermedad”, aseguró Puyol.

Y concluyó: “Los entornos cuidados son constitutivos de experiencias de acogida y bienestar, contribuyen a una mejor comunicación, comprensión de la información e influye de manera positiva en el sentir y la percepción de la experiencia vivida con impacto positivo en los efectos del estrés a diferencia de ambientes vacíos de contenido o perturbadores”.

Desde la Fundación también señalaron que “este proyecto tiene como objetivo transformar ambientes de hospital en espacios cuidados y humanizantes, desde un diseño basado en una arquitectura sensorial y sostenible, fundamentado en la influencia que ejercen los entornos sobre cómo las personas experimentan sus experiencias, con el objetivo de brindar serenidad en los tiempos de espera, introducir confort durante la permanencia y ser refugio en experiencias emocionales extremas”.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario