Santa Fe

"El motor del agro tiene que ver con el pequeño y mediano productor"

Lifschitz participó del 75 aniversario de Confederaciones Rurales Argentinas

Jueves 15 de Noviembre de 2018

“Santa Fe es una provincia que da cuenta del 15% de la producción de granos y oleaginosas y del 25% de las exportaciones del país. Somos una provincia fuerte en materia agropecuaria. Y también, el motor de esa economía tiene que ver con el pequeño y mediano productor, que es un empresario que usa su capital, en este caso a la tierra, propia o por arrendamiento, le incorpora tecnología, capital y conocimiento para producir alimentos que son demandados por la sociedad”, explicó Lifschitz.

“Estos empresarios están vinculados a las economías regionales, son de carácter familiar y vienen de una tradición cultural de producción agropecuaria y son sus propios gerentes. Esta es una característica muy particular de la Argentina y un gran capital social. Tenemos un gigante, desde el punto de vista económico, pero que no está concentrado en pocas manos sino distribuido en todo el territorio nacional. Esto es un rasgo virtuoso del país”, agregó.

“Este es un sector muy fiel a la actividad, que invierte constantemente y es el que más se ha modernizado en la economía argentina en las últimas dos décadas, contribuyendo así a instituciones como CRA. Lo que nos falta es ver cómo promovemos la actividad económica y generamos estímulos en particular para el sector agropecuario que, todos reconocemos, es el motor de la economía. El verdadero desafío es acercarnos a países como Holanda o Corea del Sur en materia de exportaciones, países pequeños que han logrado ser protagonistas del comercio internacional”.

“Hay que recuperar ese protagonismo que tuvimos como país hace cien años, porque es la única manera de generar divisas genuinas, de apalancar el desarrollo de la Argentina. Necesitamos recurrir a la producción y a las exportaciones, y esa es la gran responsabilidad de nuestro sector agropecuario y agroindustrial. Creo que es posible cerrar la brecha del déficit y, al mismo tiempo, es posible crecer y atender las prioridades sociales. El secreto es la productividad del sector agropecuario, de la industria en general y del Estado son la llave para tener más competitividad y para lograr los objetivos de manera simultánea”, finalizó el gobernador.

¿Te gustó la nota?