Transporte urbano

Transporte: empresarios esperan que provincia gire los subsidios y UTA se declaró en estado de alerta

Este jueves, los trabajadores deberían tener acreditado el salario. De lo contrario, UTA podría iniciar una medida de fuerza. Los transportistas advierten que de no recibir los fondos, nacionales y provinciales, no podrán abonar los sueldos.

Miércoles 05 de Febrero de 2020

Las casi tres horas de reunión en la secretaría de Trabajo de alguna forma grafican el tedioso y tenso encuentro entre empresarios del transporte urbano de la ciudad, el sindicato UTA (Unión Tranviarios Automotor) y representantes de las áreas de transporte municipal y provincial.

Los intereses de cada uno de ellos son diferentes, aunque están concatenados. Por un lado, el gremio de los choferes espera el cumplimiento en tiempo y forma de los sueldos de los trabajadores (algo que no sucedió en enero y que generó un paro); por el otro, la cuestión del servicio, responsabilidad plena del gobierno municipal y que debe garantizar para los ciudadanos de esta capital.

Empresarios que estuvieron presentes en la audiencia celebrada este miércoles señalaron a UNO Santa Fe que la única forma de cumplir con el pago de sueldos es que la provincia gire no solos los subsidios nacionales (que ya los tendría en su poder) sino también los provinciales, dispuestos en el presupuesto de este año.

LEER MÁS: Transporte: al sistema le faltan $18 millones y el municipio solicitará una "asistencia excepcional"

Se trata de los nuevos fondos comprometidos por el gobierno nacional, de 21 millones de pesos, más el dinero del fondo compensador del gobierno provincial (creado el año pasado) y que ascendería a 17 millones. Según pudo saber este medio, el gobierno provincial no dio garantías de que los recursos sean girados en lo inmediato, por lo que el servicio es una gran incógnita.

Fue un ministro de la provincia el que, mediante una conversación telefónica con una de las personas que estaba sentada en la misma audiencia, confirmó que Nación había transferido el dinero. Además, este alto funcionario de la Casa Gris prometió realizar todos los esfuerzos necesarios para que las empresas puedan recibir el dinero cuanto antes.

Colectivos (3).jpg

La fecha de cobro de los trabajadores nucleados en UTA es el 6 de febrero (cuarto día hábil del mes). La Unión Tranviarios Automotor declaró el estado de alerta. Desde el sindicato anticiparon a UNO que en caso de no estar el 100 por ciento del salario en las cuentas sueldos de los choferes activarán un plenario de delegados, lo que podría definir una medida de fuerza similar a la realizada en los primeros días de enero cuando los salarios no fueron acreditados en su totalidad.

LEER MÁS: Para los empresarios, en estas condiciones el servicio "no puede durar más de una semana"

El conflicto permanece latente. El desembolso y arribo del dinero a las empresas no solucionaría todos los problemas. Los transportistas suman otro condimento especial vinculado con la paritaria 2020, negociación que ya inició, que pasó a cuarto intermedio para la próxima semana y que determinará un nuevo aumento salarial.

Las malas noticias se siguieron sumando este miércoles cuando se conoció que la suma extraordinaria que recibiría la ciudad de Nación alcanzaría los 10 millones de pesos (se suman a los 21 millones acordados).

La cifra es mucho menor a la planteada no solo por los empresarios (que pedían 24 millones más) sino también a la municipalidad, quien había planteado que el sistema necesita hoy entre 15 y 18 millones de pesos mensuales más para funcionar de manera correcta y eficiente.

La única certeza hasta el momento es que el boleto permanecerá congelado por cuatro meses, hasta abril inclusive. Se trata de una condición sine qua non del Ministerio de Transporte de Nación para transferir el dinero.

La situación es incómoda para todos actores, empresarios, trabajadores y gobiernos municipal y provincial. Juan Manuel Pusineri, secretario de Trabajo de Santa Fe, declaró "el estado de audiencia permanente" e informó que se celebrará una nueva reunión este jueves, a las 12.30. Precisó que "la provincia está haciendo los trámites administrativos para la contraparte que le corresponde de acuerdo al convenio celebrado. Esto requiere de una tramitación burocrática que se está dando sobre el filo del vencimiento del cuarto día hábil, que sería mañana jueves, para que las empresas hagan frente al pago de los salarios de los trabajadores".

"Las empresas manifiestan por un lado que se ven imposibilitadas de financiar sin los subsidios el pago de los salarios, aunque sabemos que van a estar; y paralelamente el sindicato, en función de esta situación, declaró el estado de alerta y asamblea", añadió.

Pusineri dijo en relación a la suma extraordinaria de 10 millones de pesos: "En la ciudad de Santa Fe se consiguió un refuerzo por tres meses de 10 millones de pesos, con lo cual en ese marco la cuestión salarial tendríamos que estar en posibilidades de resolverla".

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario