En Salta un jardín escracha a nena porque sus padres no pagan la cuota

Le clavaron en el guardapolvo una notificación por falta de pago y la mandaron de regreso a la casa en un colectivo. Una pasajera, indignada, subió la foto a Internet. Las autoridades, esta tarde, clausuraron el establecimiento.

Miércoles 07 de Diciembre de 2011

Un raro episodio con una nena de un jardín de infantes causó indignación en Salta, cuando las autoridades del jardín “Crear” del barrio Intersindical, le prendieron con un alfiler en el delantal un cartel para los padres, notificando la falta de pago.

Según informó el diario local El Tribuno, el viernes pasado la nena y su hermano mayor subieron a un colectivo interurbano y una pasajera advirtió que la alumna tenía un cartel en su guardapolvo que "escrachaba" a los padres de los chicos por falta de pago, lo que causó malestar generalizado en el vehículo.

Al regresara su casa, la mujer subió la foto a la red social Facebook y la envió al matutino para que la publique. “La nenita subió al colectivo y se sentó enfrente mío. Me llamó la atención el cartel. Me pareció tan mala forma de notificar a los padres, de exponer a una criatura, por eso le saqué una foto”, contó Violeta a la televisión local.

Según indicaron los medios salteños, la Municipalidad de Salta a través de inspectores de Subsecretaría de Control Comercial, clausuró el jardín. La Subsecretaria de Defensa del Consumidor salteña, María Pía Saravia, afirmó al periódico que “el jardín no va a seguir funcionando hasta que no presenten su descargo en el juzgado de faltas donde fue labrada el acta de infracción”. “En el caso de que realmente al niño le hayan puesto ese cartel, eso se llama trato indigno”, afirmó la funcionaria.

Por otra parte, la Secretaria de Gobierno de la Municipalidad de Salta, Gisella Ivana Moreno, afirmó que las denuncias por "trato indigno" fueron las que motivaron la inspección municipal.

La funcionaria recordó que el artículo 8º bis de la vigente ley 24.240, de Defensa del Consumidor, obliga a los proveedores de servicios a “abstenerse de desplegar conductas que coloquen a los consumidores en situaciones vergonzantes, vejatorias o intimidatorias”.

“Es una situación lamentable la que aparentemente tuvo que vivir esta niña. Estamos hablando de una persona menor de edad, a quien nuestra normativa le reconoce un plus de protección”, declaró por su parte al canal de noticias TN Verónica Spaventa, del Inadi.

Sin embargo, vale aclarar que la clausura del establecimiento se produjo por otras circunstancias. Según informaron, cuando los inspectores fueron al establecimiento denunciado, constataron que el local carecía de la pertinente habilitación municipal “y/o permiso transitorio para funcionar”.

¿Te gustó la nota?