Santa Fe

Inseguridad y violencia: la ostentación de armas por Facebook ya tiene un puntapié judicial

El municipio local envió a la Justicia una denuncia con perfiles de la red social en la que santafesinos se muestran armados. La fiscalía profundiza los casos en el marco de la lucha por el desarme.

Domingo 26 de Octubre de 2014

Doce jóvenes santafesinos eligieron mostrarse armados en Facebook y postearon fotos sosteniendo revólveres y pistolas en la misma época en la que la ciudad superaba su propio récord de homicidios y de violencia urbana.

Tras el fin de semana negro del 11 y 12 de octubre y de una reunión del Consejo de Seguridad, en la que los distintos poderes del Estado acordaron abordar la problemática en conjunto, el intendente José Corral envió al Ministerio Público de la Acusación una carpeta con información de estos 12 casos en lo que había una clara ostentación de armas.

El compendio está en manos del fiscal Gustavo Urdiales, quien avanza en el análisis de los perfiles y en determinar si se trata de casos en los que se podría tipificar algún tipo de delito penal.

En diálogo con Diario UNO, la secretaria de Gobierno municipal, María Martín, explicó cómo fue el criterio de selección de los muros de Facebook remitidos a la fiscalía: “La idea surgió luego de una reunión del Consejo de Seguridad y como municipio quisimos ver cómo podíamos colaborar. Nos parecía oportuno, en esas acciones concatenadas, también colaborar con las líneas de investigaciones y si se podía determinar la existencia de algún delito. Para eso tuvimos acceso a distintos perfiles de Facebook y redes sociales”,explicó Martín y destacó que el contenido político de la medida es considerar la exhibición de armas con una connotación absolutamente negativa.

“En casi todos los casos, las fotos estaban acompañadas por comentarios de amigos de la persona dueña del perfil y de una participación activa. Lo cual habla de un aval de esas situaciones en lugar de un repudio”, dijo la abogada.

Esta retroalimentación entre usuarios de la red social evidencia muchos datos personales de quienes aparecen en las fotos, desde el barrio donde viven hasta bandas con las que están enemistadas.

—Más allá del rechazo que puede generar una foto de esas características, ¿es posible tipificar un delito a partir de una imagen?

—Nosotros lo que estamos aportando son evidencias públicas de hechos que creemos que tienen una incidencia muy negativa y sobre las que creemos que hay que iniciar una investigación. Entonces, hacemos la denuncia a la fiscalía y son ellos quienes tienen que determinar cuál es la figura típica y si constituye algún tipo de delito y finalmente será un juez quien lo juzgue. De todas maneras, no se puede descartar que con el avance de las investigaciones preliminares surjan otro tipo de delitos. Es muy difícil, por ejemplo, probar la venta de armas de fuego, pero no descartamos que un tipo de situación lleve a la Justicia a detectar otros hechos más graves.

—¿Cuáles fueron los criterios de selección de estos doce casos?

—En lo que más hicimos hincapié fue en las replicancias, que eran muy considerables. Tenían muchos me gusta y habían sido compartidos un montón de veces y creemos que esto merece un mensaje concreto de parte de las investigaciones. Más allá de la denuncia que ya presentamos, nosotros continuamos con la investigación y el análisis de perfiles y detectamos más casos que también los vamos a remitir. Queremos demostrar que todos los poderes podemos trabajar juntos, de manera coordinada para contrarrestar un problema que hoy es muy serio para Santa Fe.

Por su parte, el fiscal regional Ricardo Fessia sostuvo que la información ya está siendo analizada: “Nosotros ya veníamos trabajando con algunos perfiles de Facebook donde se veía, incluso, a menores de edad, portando escopetas y armas como una suerte de empoderamiento barrial. Es una cuestión bastante compleja sobre la que estamos trabajando”.

¿Te gustó la nota?