Emprendimiento

Un argentino instaló un local de empanadas en Croacia y ahora son furor

Junto a otros dos argentinos promueven la cultura argentina en Croacia, país que los atrapó por su belleza. Venden, empanadas, alfajores, yerba y hasta fernet.

Domingo 25 de Septiembre de 2022

Morfar, así se llama el local que Santiago Nieto inauguró en Croacia, donde venden empanadas y otros típicos productos nacionales. En diálogo con Ahí Vamos en UNO 106.3, el joven de 27 años nacido en Comodoro Rivadavia reveló cómo decidió emprender en el exterior junto a otros dos argentinos más.

"Hoy cumplimos tres meses desde que abrimos un local de empanas en Split, Croacia. Somos la primera empanadería de Croacia, incluso de la región de los balcanes, ex-Yugoslavia. Así que cada día estamos conquistando los corazones y los estómagos croatas con empanadas, como bien sabemos nosotros", arrancó señalando orgulloso el joven.

Santiago contó que a los locales les explica que esta comida es relleno adentro de masa. "Ellos tienen algo parecido que se llama burek, que viene de una comida musulmana y también la principal es de carne, pero es carne y cebolla y adentro de una masa filo que se envuelve como en un espiral", sostuvo. El emprendedor contó que allá también hay una comida similar en cuanto a forma llamada rafioli pero es dulce. Y afirmó: "En ingredientes les pasamos el trapo sinceramente, yo les digo «tenemos aceitunas, huevo, morrones, cebolla, tenemos todo, todo lo que estaba en la heladera lo pusimos adentro de una empanda»".

•LEER MÁS: La historia y receta de los pastelitos criollos, un clásico de las fiestas patrias

El local cuenta con siete versiones de empanadas, la de carne que llaman la criolla, la de jamón y queso, la caprese, la de humita, la de cebolla y queso y dos versiones veganas, la vegana criolla que en vez de carne picada tiene lentejas. La otra compuesta por una salsa croata, hecha con pimientos, berenjenas y cebollas azadas; la trituran y le agregan especias.

empanadas croacia. 1.jpg

El joven se llevó para Croacia los cortantes y el cierra empanadas, ya que deben producir en cantidad y se les hace más fácil armarlas.

Al momento de hablar de precios, Nieto dio a conocer que venden tres empanadas por 50 kunas, lo que equivale a 6,6 euros, y sino cada unidad cuesta 2,60 euros. Mientras que el combo de tres empanadas más una copa de vino sale 70 kunas, casi 10 euros. Incluso venden fernet con coca y algunos vinos argentinos, además de otros productos bien nacionales, como yerba, alfajores, chimichurri, entre otros.

"Latinos ya la conocen (a la empanada), y medio que te vienen a competir con sus empanadas, «las empanadas peruanas son más ricas» o las colombianas o las chilenas. Pero por ahí terminan asumiendo que las argentinas tienen su fama", reveló Nieto y contó que los españoles y los franceses están muy cercanos a este plato típico, inclusive los estadounidenses.

Santiago admitió que los más complicados son las personas locales: "Se paran enfrente de la empanada, te miran y te dicen «qué es esto». Por suerte hablamos croata, así que tenemos que explicar de cero qué es una empanada".

•LEER MÁS: Es santafesino, barbero de la Selección Argentina y en el Mundial será "un jugador más"

Aún así, las empanadas de carne no llegan a ser las clásicas: "Sin duda que acá la ternera en Croacia no se le acerca ni un poco a la Argentina. Producimos con carne croata, se puede conseguir la argentina pero sale alrededor de 20 euros el kg, por lo cual tenés que poner la empanda carísima.

En términos de ganancias no se pueden quejar, venden 10 docenas aproximadamente por día, sin contar lo que ganan en los productos de almacén, donde "la yerba desaparece". En agosto llegaron a vender 40 paquetes. Algunos croatas quedan tan enamorados de la infusión que se terminan comprando todo el kit en el mismo local.

"Valeria (la pareja del cocinero rosarino) y yo tenemos ascendencia croata, entonces cuando a uno le pinta salir a explorar el mundo es muchísimo más accesible con una ciudadanía europea, así que vinimos a hacerla a Croacia que es donde tenemos nuestros antepasados. La verdad es que nos quedamos enganchados, Split es una ciudad hermosa. Nos fuimos quedando, nos fuimos quedando y cuando nos dimos cuenta nos faltaban un par de cosas para que termine de ser nuestro hogar y nuestra idea fue traerlas, hacerlas y venderlas", expuso sobre sus inicios en el país.

Escuchá la entrevista completa acá:

SANTIAGO NIETO.mp3

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario