Información General

El romance de la jueza y el preso que escandaliza a Chubut

Una jueza de Chubut fue registrada tomando mate, sacándose selfies y a los besos con un preso condenado a cadena perpetua por matar a su bebé y a un policía

Martes 04 de Enero de 2022

Una jueza de Chubut fue registrada tomando mate, sacándose selfies y a los besos con un preso al que se había negado a condenar a cadena perpetua. El hecho ocurrió en el Instituto Penitenciario Provincial de Trelew. Le iniciaron actuaciones administrativas por "conductas inadecuadas".

La jueza llegó al Instituto Penitenciario Provincial (IPP) de Trelew el 29 de diciembre pasado a las 16.40 y pidió ver a uno de los detenidos. Se fue pasadas las 19.30, cuando le avisaron que finalizaba el horario de visitas. En la sala donde se produjo el encuentro había cámaras y lo que filmaron provocó un escándalo en la provincia de Chubut.

En las imágenes se ve a la magistrada a los besos con el condenado por un tribunal que ella misma integró. Según publicó el diario Jornada, el Superior Tribunal de Justicia de Chubut ordenó iniciar actuaciones administrativas contra la jueza Mariel Alejandra Suárez por "conductas inadecuadas". Se trata de la magistrada penal de la circunscripción de Comodoro Rivadavia.

El preso en cuestión, considerado de alta peligrosidad, fue identificado como Cristian Omar Bustos, alias Mai, quien en diciembre pasado fue condenado a perpetua en Esquel por matar a un policía en 2009 por un tribunal que integraba, precisamente, la jueza Suárez: ella votó en disidencia.

https://twitter.com/Hechosanderecho/status/1478182030965886979

Todo se descubrió cuando la seguridad interna del instituto penitenciario denunció ante la autoridad superior lo sucedido entre la jueza y el condenado en la sala que compartieron por casi tres horas. Se besaron, se abrazaron, compartieron comida y tomaron mate, algo "prohibido de compartir en virtud de la pandemia que se cursa", reza el denunciante en la denuncia a la que tuvo acceso ADN Sur.

"A raíz de una comunicación formal dirigida a los ministros en feria se tomó conocimiento de un encuentro requerido por una jueza penal de la circunscripción de Comodoro Rivadavia y un recluso alojado en dicho centro penitenciario, considerado de alta peligrosidad y recientemente condenado en el marco de un juicio oral y público sustanciado en la ciudad de Esquel", explica un comunicado del Poder Judicial.

Y cierra: "De los datos comunicados desde el IPP surgen que la jueza habría incurrido en conductas inadecuadas para un magistrado. Las actuaciones se dirigen a dilucidar las circunstancias de dicha reunión entre una magistrada y un condenado, el tenor del encuentro, su extensión en el tiempo y las características del mismo, que puedan implicar violaciones a la Ley de Ética Pública y/o al Reglamento Interno General del Poder Judicial".

"Mai" Bustos, un condenado muy peligroso

La condena se originó en un hecho que ocurrió en Esquel en 2007, cuando Bustos (40) fue condenado a perpetua por la Cámara del Crimen de Esquel por el homicidio de su bebé de nueve meses, Eric.

Pero se escapó de la Comisaría de Corcovado, donde estaba detenido porque la condena no estaba firme. Dos años después, la Policía de Chubut lo encontró e intentó recapturarlo: fue una tragedia. Hubo un tiroteo y hubo dos muertos, uno fue el policía Leonardo Tito Roberts, por el que fue condenado a perpetua en diciembre pasado con fallo en disidencia de la jueza Suárez.

Lo capturaron finalmente en Chile y luego fue extraditado. Así debió afrontar la condena por el homicidio calificado de su hijo y el asesinato del policía.

A Tito Roberts lo mataron el 8 de marzo de 2009 cuando intentaron detener a Bustos, tras fugarse de la comisaría de Corcovado: la Brigada de Investigaciones de Esquel fue hasta su casa. Ahí estaba su padre, sus dos hermanos y el prófugo. Cuando los policías quisieron entrar, salió el padre y le dijo al encargado del operativo que no se iba a entregar y que todos sus hijos estaban armados en el interior de la casa. Les pidió que se fueran.

La orden de no disparar era clara entre los policías, pero nada impedía seguir a los sospechosos. Sin embargo, "Mai" comenzó a disparar al notar que no les daban tregua. A Tito Roberts el tiro le dio en la cabeza y lo mató. A Luis Cañumir, en el abdomen pero sobrevivió.

El 23 de diciembre pasado, Bustos fue condenado a perpetua por el asesinato del policía. El Tribunal de enjuiciamiento estuvo integrado por la conjueza local Ximena Miranda Nastovich y las juezas María Laura Martini y, justamente, Mariela Suárez de Comodoro Rivadavia, según publicó Infobae.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario