Santa Fe

El gremio de Fataga desmintió a la empresa Naranpol por el cierre de las fábricas

La Federación Argentina de Trabajadores de Aguas Gaseosas (FATAGA) que conduce el dirigente Raúl Alvarez, desmintió hoy a la empresa santafesina Naranpol, que denunció que debe cerrar sus puertas a raíz de los paros que realiza el gremio. El secretario administrativo de FATAGA, Pablo Quiroga, desmintió la versión empresario al afirmar que "Naranpol está en convocatoria de acreedores desde hace meses por sus problemas financieros".

Miércoles 02 de Noviembre de 2011

La Federación Argentina de Trabajadores de Aguas Gaseosas (FATAGA) que conduce el dirigente Raúl Alvarez, desmintió hoy a la empresa santafesina Naranpol, que denunció que debe cerrar sus puertas a raíz de los paros que realiza el gremio. En declaraciones a Télam, el secretario administrativo de FATAGA, Pablo Quiroga, desmintió la versión empresario al afirmar que "Naranpol está en convocatoria de acreedores desde hace meses por sus problemas financieros".

Quiroga destacó que "a raíz de la delicada situación de la empresa y la falta de pago de los salarios, se realizaron varias reuniones en los ministerios de Trabajo de nacional y de Santa Fe, para encontrar una solución".

En ese aspecto, Quiroga añadió que "necesitamos ver cómo se instrumenta el pago de los salarios, ya que la empresa ofreció pagar el salario mínimo, vital y móvil, más algún adicional, pero que no se acercan en nada al salario convencional".

El sindicalista manifestó su "extrañeza" por la actitud empresaria, ya que "pasado mañana teníamos una nueva audiencia en la cartera laboral santafesina, y hoy nos encontramos con el comunicado informando que van a cerrar la planta, acusando al sindicato del cierre por reclamar los salarios y en resguardo de las maquinarias".

"Eso es una mentira, porque los trabajadores han reclamado el pago de sus salarios pacíficamente y no son responsables del mal manejo financiero de la empresa", explicó.

Finalmente, Quiroga se mostró sorprendido por que "la empresa denuncie que 800 trabajadores se quedarán sin empleo, mientras que en nuestros registros de aportes sólo figuran 417, lo que significa que la firma tiene a casi 400 trabajadores en negro".

¿Te gustó la nota?