Gobernador peronista de los 80, con Alfonsín por arriba y Usandizaga abajo

Vernet fue visto por los gremios que finalmente lo hicieron candidato. Luego le tocó hacer equilibrio entre los dueños de la "Cooperativa" del PJ
25 de febrero 2024 · 09:35hs

La fantasía popular hizo correr la bola de que los resultados venían para atrás y que por eso se cortó la luz aquel domingo a la noche en el centro de cómputos de la ciudad de Santa Fe, en medio del escrutinio. Eran las memorables horas finales del 30 octubre de 1983, regreso de la democracia, cuando Raúl Alfonsín arrasaba en el resultado nacional y pasaba a ser el argentino más aclamado, nueva esperanza del país.

El gran batacazo radical hacía suponer que en Santa Fe se podía alzar con el triunfo el delfín Anibal Reinaldo pero no, finalmente ganó José María Vernet. En Rosario, en cambio, quien se envolvió de gloria resultó Horacio Usandizaga. Lo hizo frente al candidato peronista que muchos suponían de antemano ganador (“Rosario, capital del peronismo”, se decía entonces), Eduardo “Caito” Cevallos.

Vehículos decomisados al delitos

El listado completo: uno por uno, los vehículos decomisados al delito que se van a subastar

Paritaria central: la reunión entre el gobierno y los gremios ATE y UPCN pasó a cuarto intermedio

Paritaria central: la reunión entre el gobierno y los gremios ATE y Upcn pasó a cuarto intermedio

Vernet, sin historia militante en el peronismo local aunque sí hijo de un padre peronista, había sido avistado meses antes por sindicalistas rosarinos (fundamentalmente de la UOM, Miguel Gómez, Eugenio Blanco, Cayetano Denichillo, y el abogado del gremio Héctor Cerruti) como el candidato ideal para las elecciones frente a las dos listas de congresales que se habían armado, la “2” del rosarino Luis Rubeo, la “6” del santafesino Juan Carlos Taparelli y la “8” de la corriente cafierista Muso.

Rosarino, contador, Vernet estaba por ese entonces en Salta, cumpliendo funciones como asesor económico del gobierno de Roberto Ulloa. Fueron y le hablaron. Le gustó, aceptó.

Un acuerdo en Buenos Aires del que participó el metalúrgico Lorenzo Miguel selló la unidad de todos los sectores para avalar el nombre de Vernet (Rubeo y todos los demás, firmaron). (La lapicera, para el armado de las listas, la manejó un luego concejal, Héctor “Coco” Malvar, padrastro del actual diputado macrista y renombrado economista Luciano Laspina).

La presentación del candidato a gobernador Vernet se hizo semanas más tarde en el Hotel Presidente de Rosario en la cual muchos lo descubrieron y se asombraron de la fina y robusta estampa del personaje. De alta estatura, elegante, aún sin haber cumplido los 40 años, “Tati” bajó frente al hotel de calle Corrientes envuelto en un Perramus. Nada de campera.

PORTADA VERNET (1).png
Vernet, Estévez Boero, Reviglio y "Changui" Cáceres, símbolos del consenso político frente a la amenaza golpista de 1987.

Vernet, Estévez Boero, Reviglio y "Changui" Cáceres, símbolos del consenso político frente a la amenaza golpista de 1987.

Esa tarde ya el rosarino, como su sonrisa, empezó a cautivar. Triunfo mediante, desde 1984, todo el peronismo (a través de las distintas corrientes de la “Cooperativa”, eso sí) le respondió.

La administración Vernet (1983-1987) se podría decir que fue una típica gestión de peronismo conservador, en un momento en que la sociedad no acostumbraba a solicitar mucho más de lo que la realidad le presentaba.

Vernet supo hacer doble equilibrio. Por un lado, con los distintos jefes de la “Cooperativa” que le colocaron sus hombres en los ministerios: Cevallos —jefe territorial del FEN— en Gobierno; Domingo Colasurdo —sector Rubeo, a la vez diputado nacional— titular de Educación; el santafesino Víctor Reviglio —Guardia de Hierro— en Salud; Hugo Montes (Rubeo) en Obras Públicas; Liliana Gurdulich y Taparelli, senadores nacionales; Jorge Domínguez en el Banco Provincial; Alejandro Jaskelliof, Sobrino Aranda, etc, etc. Y por el otro porque estaba obligado a la convivencia con un presidente radical (Alfonsín) y un intendente importante (Usandizaga), con los cuales nunca se agredió (¡que tiempos aquellos!).

No se recuerdan disputas importantes, ni siquiera por la coparticipación entre los tres. Es más, se puede decir que Alfonsín, Vernet y Usandizaga se llevaron casi siempre bien. Y que el peronista se ganó gran simpatía y cariños radicales por su actuación en el alzamiento de Semana Santa que jaqueó al gobierno de Alfonsín. Cuando muchos suponían que el peronismo estaba agazapado esperando la desgracia, emergieron varias figuras (Vernet, José Luis Manzano, Cafiero) fustigando a los militares rebeldes o golpistas.

Otro mención acorde a los tiempos actuales: Vernet tuvo un aprobado jefe de Policía en Rosario, Deolindo Pérez, que se reivindicó, por ejemplo, con el esclarecimiento del triple asesinato en lo de la abuela y tía de Fito Paez (1987). El delito, claro está, era otro y no tenía las dimensiones de ahora.

VERNET ALFONSIN (1).png

Puede que Vernet haya disfrutado de la política y el poder (fue uno de los mejores oradores en actos hasta hoy) pero lo que más lo entusiasmaba era la dinámica económica y leer la marcha de la actividad. Lo siguió siendo.

Por no estar tan aferrado a la rosca y la “muñeca”, se desinteresó de conservar peso y poder al fin de su mandato. Se desentendió. Obvio, no intentó ninguna reforma reeleccionista no se encargó de nombrar familiares en el Estado ni tampoco de asegurarse ningún cargo legislativo. Volvió al llano en el 88 y su adhesión ese año a la candidatura presidencial de Antonio Cafiero, derrotado por Carlos Menem para las presidenciales de 1989, lo apartó aún más.

Volvió al escenario nacional recién en la crisis de 2001 cuando fue nombrado por el presidente de pocos días Rodolfo Rodríguez Saá. Cometió un gran error con declaraciones exageradas que los medios no le perdonaron. Debió renunciar en menos de una semana. Ese gobierno no duró mucho más.

Una enfermedad del páncreas (atravesó cinco pancreatitis agudas con sucesivas internaciones) lo tuvo a maltraer prácticamente los últimos 30 años. Se refugió en su familia y en Eloy, su esposa y compañera. Vivía entre Fisherton y Kentucky.

Para quienes no recuerdan, lo sucedió Víctor Reviglio, médico sanitarista santafesino que había sido su ministro del área. También por otro acuerdo de “la Cooperativa”, quien se impuso sobre el candidato radical Luis “Changui” Cáceres.

Luego de Reviglio, cuando el tiempo del peronismo parecía acercarse a su fin, en 1991 se inventó desde Buenos Aires la candidatura de Carlos Reutemann que prolongó el poder hasta 1995. Luego Obeid (99), otra vez Reutemann (2003) y otra vez Obeid (2007). Ahí si, recién ahí cayo el imperio. Frente a Hermes Binner. Pero ya nadie se acordaba de Vernet.

Lo último

El listado completo: uno por uno, los vehículos decomisados al delito que se van a subastar

El listado completo: uno por uno, los vehículos decomisados al delito que se van a subastar

La Premier League prepara el fuera de juego semiautomatizado

La Premier League prepara el fuera de juego semiautomatizado

Colón tendrá el regreso de Toledo y la ausencia de Sandoval para enfrentar a Morón

Colón tendrá el regreso de Toledo y la ausencia de Sandoval para enfrentar a Morón

Último Momento
El listado completo: uno por uno, los vehículos decomisados al delito que se van a subastar

El listado completo: uno por uno, los vehículos decomisados al delito que se van a subastar

La Premier League prepara el fuera de juego semiautomatizado

La Premier League prepara el fuera de juego semiautomatizado

Colón tendrá el regreso de Toledo y la ausencia de Sandoval para enfrentar a Morón

Colón tendrá el regreso de Toledo y la ausencia de Sandoval para enfrentar a Morón

Paritaria central: la reunión entre el gobierno y los gremios ATE y Upcn pasó a cuarto intermedio

Paritaria central: la reunión entre el gobierno y los gremios ATE y Upcn pasó a cuarto intermedio

Kily González probó con más de un cambio para visitar a Tigre

Kily González probó con más de un cambio para visitar a Tigre

Ovación
El presidente Luis Spahn se enfrenta a una gran disyuntiva

El presidente Luis Spahn se enfrenta a una gran disyuntiva

La CD de Colón se reúne con el foco puesto en Alberto Espínola

La CD de Colón se reúne con el foco puesto en Alberto Espínola

Negrete, vicepresidente de Colón: Espínola quiere cobrar un contrato que no es el original

Negrete, vicepresidente de Colón: "Espínola quiere cobrar un contrato que no es el original"

Talpone: Es un orgullo estar en un club tan grande como es Colón

Talpone: "Es un orgullo estar en un club tan grande como es Colón"

La UAR confirmó que Los Pumas jugarán en Santa Fe

La UAR confirmó que Los Pumas jugarán en Santa Fe

Policiales
Cayó preso el ex subjefe de la Policía Federal en Santa Fe acusado de graves delitos

Cayó preso el ex subjefe de la Policía Federal en Santa Fe acusado de graves delitos

Persiguieron y aprehendieron a un hombre por acoso sexual callejero en Saavedra y La Rioja

Persiguieron y aprehendieron a un hombre por acoso sexual callejero en Saavedra y La Rioja

Conmoción en Alto Verde: dos paraguayos terminaron presos por querer subir una menor a un auto

Conmoción en Alto Verde: dos paraguayos terminaron presos por querer subir una menor a un auto

Escenario
Música para Volar celebra en Tribus Club de Arte a los clásicos del rock argentino

Música para Volar celebra en Tribus Club de Arte a los clásicos del rock argentino

Viejas Locas (x FyA) se presenta en la ciudad de Santa Fe

Viejas Locas (x FyA) se presenta en la ciudad de Santa Fe

Pimpinela llega a Santa Fe con un show espectacular en Estación Belgrano

Pimpinela llega a Santa Fe con un show espectacular en Estación Belgrano

An Espil & Abril Olivera, referentes de la nueva ola del R&B argentino, llegan a Tribus en formato íntimo

An Espil & Abril Olivera, referentes de la nueva ola del R&B argentino, llegan a Tribus en formato íntimo

Polenta no para de crecer y llega por primera vez a Tribus Club de Arte

Polenta no para de crecer y llega por primera vez a Tribus Club de Arte