Santa Fe

El Centro de Salud de Nueva Pompeya atiende a puertas cerradas tras un robo a mano armada

Un sujeto que había sido atendido como paciente minutos antes, apuntó a una doctora y le robó su celular. Reclaman medidas de seguridad

Miércoles 13 de Febrero de 2019

La inseguridad obliga a los trabajadores del Nuevo Centro de Salud de Nueva Pompeya a atender a puertas cerradas. Fue después de que un hombre armado robó un celular a una doctora.  Mantendrán la medida en el turno tarde hasta tanto se garantice la seguridad para todos.

Hace 15 días, un paciente del Centro de Salud que había sido atendido por los profesionales, tras retirarse volvió a entrar con un arma de fuego para amenazar a una doctora en un consultorio. Le pidió sus pertenencias y finalmente se fue con un celular. El violento hecho delictivo conmovió a trabajadores y pacientes del recientemente inaugurado Centro de Salud. Desde ayer, martes, atienden a puerta cerrada.

"El personal no dejó de atender, pero lo hace a puerta cerrada en el turno tarde, desde las 11 hasta las 17. Abrimos cuando tocan el timbre y vemos quién es la persona que está esperando. La medida se mantiene hasta que se dé respuesta y solución a esta problemática que es bastante grave", confirmó a UNO Santa Fe Viviana Servini, delegada de ATE en el área. La medida se tomó a dos semanas del hecho y tras días sin respuestas y medidas que garanticen la seguridad en el lugar.

"Después del robo hubo una reunión con los ministerios de Salud y Seguridad donde prometieron garantizar la seguridad a los compañeros. El equipo de salud pidió cámaras de seguridad, botón antipánico, presencia policial desde la apertura hasta el cierre, pero a dos semanas de esto no tenemos respuestas", explicó la representante de los trabajadores del lugar. 

Además Servini indicó que la doctora que fue protagonista del violento robo "en estos momentos está con licencia médica por estrés postraumático. Está aterrada, con mucho miedo porque estuvo en juego la vida de los compañeros y pacientes", sentenció.

Finalmente agregó que a pesar de que el CAP (Centro de Atención Primaria) del barrio fue inaugurado el año pasado con una inversión millonaria en infraestructura, "tiene atrás un pastizal del que nadie se hace cargo, no lo cortan y eso también hace a la seguridad".

¿Te gustó la nota?