Santa Fe

Levantaron la suspensión del empleado que ayudó a la familia de Agustina

Fue a pedido del Ministerio de Trabajo. La empresa reconoció que su medida fue "errónea" y pidió disculpas. En los próximos días Ezequiel Schaab retomará su puesto

Miércoles 23 de Enero de 2019

Tras una reunión convocada por el Ministerio de Trabajo, la firma Azul Combustibles S. A., a cargo de la estación de servicio Shell ubicada en la Ruta 6 de Esperanza, levantó la suspensión al empleado que había brindado los registros de las cámaras de seguridad a la policía y a la familia de Agustina Imvinkelried, cuando la joven asesinada era intensamente buscada en la ciudad.

Ezequiel Schaab es el joven esperancino que llegó a los portales nacionales tras contar que la empresa lo había sancionado luego de facilitar los registros fílmicos.

La comunidad de la ciudad cabecera del departamento Las Colonias, como el país, se solidarizaron con el joven. A los días la empresa explicaba que la medida disciplinar había sido tomada porque el empleado había actuado "sin cumplir el procedimiento interno de la compañía".

Finalmente este miércoles las partes fueron convocadas de oficio por el Ministerio de Trabajo y la Defensoría del Pueblo por el caso. En ese marco los organismos solicitaron a  Azul Combustibles S. A. que "deje sin efecto la sanción aplicada y consecuentemente abone los días caídos y que revalorice el comportamiento del trabajador y su conducta". 

Desde la empresa acataron el pedido y dejaron sin efecto la suspensión de cinco días, reconocieron que la sanción fue "errónea", pidieron disculpas al empleado Schaab y a la sociedad esperancina. Por su parte Ezequiel aceptó la medida y las disculpas de la representación patronal y en los próximos días se reintegrará a su puesto de trabajo esperando que esta situación no tenga "consecuencias de ningún tipo".

"Atento al contexto en que se cumplió la conducta del trabajador (...) el cual no posee antecedentes disciplinarios, ni existe cuestionamiento alguno respecto al proceder del mismo como empleado y a sus prestaciones, la empresa en demostración de buena fe y responsabilidad empresaria asume que la decisión adoptada ha sido errónea", indica el documento firmado por las partes tras la reunión de esta mañana.

Además la firma indicó que incluso "no se advirtieron las consecuencias en la comunidad de la sociedad esperancina de la decisión adoptada" como tampoco "se ha evaluado el contexto en que se cumplió el actuar del trabajador, obrar que hoy se advierte como loable socialmente, solidario y con sensibilidad social" y reivindicaron a Ezequiel Schaab.

En este sentido indicaron que la medida disciplinar de cinco días de suspensión quedó sin efecto y que "no se descontará suma alguna en los haberes del trabajador".

Finalmente la empresa manifestó sus "disculpas con el trabajador y con la sociedad de la ciudad de Esperanza" por el "malestar que nunca quiso provocar".

¿Te gustó la nota?