Ovación

Neymar, picante e irónico en Año Nuevo

El brasileño Neymar mostró la fiesta de Año Nuevo que organizó en sus redes sociales, apelando a la ironía y con un posteo picante

Viernes 01 de Enero de 2021

El delantero brasileño Neymar, jugador del Paris Saint-Germain francés, divulgó en Instagram imágenes de la cena para pocas personas con la que recibió el Año Nuevo e ironizó sobre las informaciones de que estaría organizando una fiesta para 500 invitados.

"Comidita en casa, con distanciamiento entre una silla y otra. Y no es para 500 personas", afirmó el jugador de la Selección brasileña al mostrar una mesa decorada para una fiesta de inicio de 2021 con flores blancas y velas.

Fue la primera vez que el exjugador del Barcelona se pronunció personalmente en las redes sociales sobre la fiesta de varios días que, según versiones de prensa, organizó en su mansión en Mangaratiba, un concurrido balneario en el litoral sur del estado de Río de Janeiro.

Tras las críticas que recibió tanto en Brasil como en el exterior por supuestamente promover una multitudinaria y pomposa fiesta en momentos en que el país vive un recrudecimiento de la pandemia de coronavirus, Neymar abandonó el miércoles su mansión en Mangaratiba y viajó al Balneario Camboriú, en el sureño estado de Santa Catarina y en donde también tiene residencia.

Sus asesores de prensa negaron que hubiera organizado una fiesta para numerosas personas y afirmaron que celebraría la llegada del nuevo año en una cena con pocos familiares y amigos.

"Espero que todos aquí seamos felices después de un largo y difícil año. Merecemos celebrar nuestras vidas. Momentos únicos quedarán eternizados en nuestra memoria", afirmó el futbolista en una de sus historias, entre las cuales mostró también cómo tanto él como su hijo se someten a exámenes para el diagnóstico del coronavirus.

Además de las críticas, Neymar recibió una notificación de la Justicia para que ofreciese explicaciones sobre la organización de una fiesta que podría facilitar la propagación de la covid.

En su respuesta a la notificación que recibió del Ministerio Público, el jugador alegó que pretendía pasar la última noche del año junto a algunos pocos amigos y familiares y negó todas las informaciones sobre la fiesta que organizaría en Mangaratiba.

La supuesta fiesta de despedida de año de Neymar causó polémica en Brasil, uno de los países más castigados por la emergencia sanitaria y que, según los datos más recientes del Ministerio de Salud, acumula ya cerca de 195.000 muertos y al menos 7,6 millones de contagiados.

Fuente: LT10

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario