Santa Fe

Empresarios gastronómicos califican la situación del sector como "compleja"

Los comercios dedicados a la gastronomía evidencian una baja en el consumo y costos de producción cada vez más altos

Jueves 21 de Marzo de 2019

La recesión económica afecta a todos los rubros sin diferencia y a pesar de que durante los fines de semana, principalmente viernes y sábados, los restaurantes de la ciudad evidencian ocupación plena, principalmente en la zona de bulevares, desde el sector aseguran que esa imagen es solo un “fogonazo” y no dudan en calificar la situación del sector como “compleja”.

La disminución en la demanda, la inflación que afecta los insumos primarios de producción, los incrementos en los servicios y la alta presión fiscal conforman un cóctel explosivo para los empresarios que deben hacer frente a un contexto recesivo.

Ernesto  Teplitzky integrante de la Asociación Empresaria Hotelera Gastronómica de Santa Fe y presidente de la Cámara de restaurantes sostuvo que este análisis se viene dando desde hace tiempo. “Estamos inmersos en una crisis a nivel país que afecta a todos los sectores y el nuestro no está al margen”, aseguró el empresario y representante del área.

“Hemos llegado a tener incrementos en algunos insumos en un término de 25 días del orden del 60%”, destacó Teplitzky. Como ejemplo tomó el caso de los aumentos que registró el cajón de pollo que fue del orden del 60%, y no se puede trasladar a los platos o productos que incluyan este alimento.

La AEHG engloba a un total de 120 afiliados entre los que se cuentan bares, restaurantes, heladerías y hoteles, sin embargo estos representan un pequeño porcentaje de los que existen en la ciudad.

“En la ciudad se dio un fenómeno de explosión gastronómica, aparecieron muchos establecimientos nuevos pero lamentablemente en un mal momento porque la oferta de duplicó pero la demanda se achicó”, explicó el consultado quien también destacó que los clientes, principalmente los jóvenes, cuando salen cuidan el bolsillo.

La gente joven gasta menos y a su vez la oferta se extendió. Lo que genera que la microsituación en la ciudad de Santa Fe sea mucho más compleja todavía de lo que es a nivel macro país”, agregó el empresario.

Ante el panorama de complicaciones que se vienen evidenciando desde el año pasado, los gastronómicos optan por reinventarse constantemente a través de diferentes estrategias que van desde el ofrecimiento de promociones los días de menor demanda o espectáculos gratuitos con el único objetivo de atraer a los comensales.

“Hoy son muy pocos los establecimientos que pueden hablar de clientes fijos, porque hubo muchos cambios de hábitos”, agregó el referente.


¿Te gustó la nota?