Santa Fe

Esta semana se sabrá si Mingarini es destituido como juez de la provincia de Santa Fe

El tribunal de enjuiciamiento tiene hasta el 17 de mayo para dar a conocer el veredicto del juicio político contra Rodolfo Mingarini.

Domingo 15 de Mayo de 2022

Desde su designación como juez de primera instancia en lo penal el 8 de junio de 2018 hasta que lo suspendieron el 7 de septiembre de 2021, Rodolfo Mingarini de 51 años reforzó esterotipos de género y reprodujo el machismo en los Tribunales de Santa Fe. Bajo la lógica de pertenecer a un Poder Judicial donde se pueden apelar los fallos se creyó impune e imparable. Quedó demostrado en su forma de resolver. Probablemente todavía lo piensa, porque no fue separado del cargo.

Era de público conocimiento su postura misógina en los pasillos y en las salas de audiencia. Sin embargo, llegó a ser vicepresidente del Colegio Pleno de Jueces Penales de Santa Fe rápidamente. Cuando UNO Santa Fe, en el marco de una investigación sobre su accionar, difundió el video con su fallo en el que liberó a un imputado por violación por usar preservativo hubo enorme sorpresa en los cargos de decisión del Poder Judicial. Escandalizó la reproducción masiva de un archivo en el que se ve a un juez decidiendo, pero poca reacción hubo por el contenido, según los reclamos que recibió este medio en ese momento. Síntomas de la autopercepción de ser intocables.

Jueces bajo la lupa: el caso Rodolfo Mingarini y un antecedente reciente

"La única manera para que nosotros podamos recuperar la confianza de la gente en el Poder Judicial es la destitución", le dijo el procurador Jorge Barraguirre a la Corte Suprema de Justicia de Santa Fe y al resto del tribunal de enjuiciamiento. Fue durante la audiencia de vista de causa pública que se realizó dos semanas atrás en el primer piso de Tribunales. Queda la duda si lo escucharon, porque durante la hora y media de exposiciones varios miembros permanecieron en el lugar con los ojos cerrados.

Barraguirre presentó once casos en los que Mingarini falló, en general, en contra de víctimas de abusos sexuales y de todos los profesionales que intervinieron para asistirlas. En su mayoría niñas y niños. Hasta opinó que el "famoso caso del preservativo" no le parecía ni de cerca el más "horroroso".

Para un juez santafesino no es violación si se usa preservativo

Agregó el procurador: "Tenemos que estar a la altura de las palabras que están en el frente de este edificio: «casa de justicia». Esta tiene que ser una casa de justicia que nos proteja, que nos aloje a todas las personas que busquen justicia, especialmente a las víctimas de delitos de violencia sexual". Para la Procuración las decisiones judiciales de Mingarini "forman parte de la cultura de la violación".

• El día que Mingarini desestimó diagnósticos de abusos y mandó a una nena abusada al "neurólogo"

Una semana antes de esa audiencia la misma Corte decidió no sancionar a otro juez denunciado por machista, Ignacio Vacca. Meses antes rechazaron que vaya también a juicio político. El fallo cuestionado era el de una libertad que otorgó a un femicida. Una mujer fue quemada en casi todo su cuerpo y agonizó varios días. Vacca decidió ignorar el historial de violencia de género, que limpió la escena del crimen, entre otros indicios y lo liberó. Lo mandó a la casa con la bebé de ambos a cargo. Con la muerte de la mujer, lo fueron a buscar por el asesinato, pero el imputado se escapó.

Al ser consultado sobre este caso por UNO Santa Fe y el pedido de la sanción, Barraguirre expresó: "Tenía una intención de prevención, para no llegar a casos tan avanzados como el de Mingarini".

Mientras tanto, la misma Justicia santafesina no dudó en tener presa a una chica de 16 años en Venado Tuerto durante 505 días, el último ilegalmente, por ser testigo del asesinato de su padre. La adolescente estuvo detenida porque en un primer momento otra menor de edad la señaló como manipuladora. Fue suficiente para fiscales, jueces y defensores para retenerla a 150 kilómetros de su casa en una celda donde estuvo sola. La privaron hasta de su educación. Un fallo la absolvió el miércoles pasado. El tribunal de jueces de la Cámara Penal Juan Pablo Lavini Rosset, Daniel Curik y Andrea Fernández alertó que se incumplieron "premisas normativas medulares previstas en la legislación de género y violencia familiar" en todo el proceso judicial de menores. Alejandro Romero, el mayor de edad que sí metió las 20 puñaladas con sus manos al papá de Milagros, con previa planificación, está con prisión domiciliaria y todavía no fue condenado.

• No empezó un juicio por abuso sexual porque se escapó el imputado que Mingarini dejó libre en 2019

Anulado

Uno de los puntos que marcó María Georgina Stratta, la abogada defensora de Mingarini, en la audiencia de vista de causa es que al juez nunca le anularon un fallo. El 15 de enero de 2020 el juez de cámara penal Fabio Mudry anuló un fallo de Rodolfo Mingarini emitido el 4 de noviembre de 2019. Hizo lugar al planteo de la defensa que denunció que "la resolución emitida atenta contra principios básicos como la imparcialidad del juez, que es uno de los pilares en que se apoya este sistema de enjuiciamiento". El caso es el de Gustavo Escobar que finalmente en agosto del 2020 fue condenado por la jueza Rosana Carrara a cuatro años y once meses de prisión efectiva por abuso sexual gravemente ultrajante y amenazas calificadas por el uso de arma blanca. La víctima es una menor de edad de la familia del hombre.

En el fallo de Mudry del 2020 se relata que la defensa, a cargo de Sebastián Moleón, discutió una revisión de prisión preventiva a Escobar impuesta por Mingarini, que originalmente otorgó el juez Pegassano (que falleció en 2021). Si bien Mudry confirmó el resultado final de la audiencia, que es que Escobar quede detenido, anuló la resolución del 4 de noviembre de 2019 por no cumplir con las normas vigentes.

• Abuso sexual: polémico fallo de un juez santafesino porque el imputado "usó preservativo"

"El magistrado no trató muchas de las cuestiones que debió tratar en la revisión de la cautelar como es el caso de los testimonios que aporta la defensa como nuevas circunstancias, haciendo además hipótesis sobre la forma en que podrían haber ocurrido los hechos bajo investigación que no encuentran fundamentos en las evidencias hasta ahora incorporadas, desarrollando incluso el a quo (desde el cual) una teoría del caso, que invalida la decisión misma", falló Mudry. Es decir que Mingarini resolvió en base a sus propias suposiciones de cómo se dieron los delitos, sin atender a las pruebas presentadas por las partes, según quedó plasmado en el fallo al que accedió UNO Santa Fe.

• "Los jueces tienen que estar actualizados en temas de género", dijo Alejandro Tizón

Los imputados de las causas que presentó Barraguirre son: Spies, Leandro Exequiel; Gómez, Mauricio; Baldomir, Carlos Manuel; Villafañe, Rodolfo Osvaldo; Rodríguez y otros; Ramos, Gustavo; Cáceres, Jorge Daniel; Mourullo, Gaspar Adrián; Oviedo, Jorge; Brites; Miguel Ángel y Nadalich, Pablo Javier. Los casos se pueden ver en detalle haciendo clic aquí.

Tiempo de otra justicia

Dos días después de la audiencia de vista de causa 15 diputadas hicieron una conferencia de prensa en la puerta de la Legislatura de Santa Fe para plantar postura y reclamar a la Corte que destituyan a Mingarini. Fue en conjunto con la Mesa Ni Una Menos y la Multisectorial de Mujeres. "Estamos presentes diputadas del Partido Socialista, de la Unión Cívica Radical, del Partido Justicialista, de Gen, Ciudad Futura, de Igualdad, representando a la inmensa mayoría de los bloques", sostuvieron las legisladoras.

• Cinco años de prisión para un violento de género que liberó el juez Mingarini en 2020

"Necesitamos una Justicia con otra mirada. Este es un ejemplo de como se vulneran derechos en el caso que tenemos una mirada patriarcal y no actualizada del avance del derecho y esperamos una respuesta en ese sentido", dijo por su parte la diputada Erica Hynes.

Por su parte Lionella Cattalini dijo: "Entendemos que a la justicia le cuesta ayornarse a la realidad pero entendemos que si o se no le queda otra que adaptarse al movimiento de la historia asi que tenemos mucha expectativa que tomen una resolución acorde a los tiempos que vienen, lo que la sociedad está pidiendo y fundamentalmente a lo que las mujeres están necesitando que es decir basta de violencia. Ojalá la Corte entienda que muere una mujer cada 26 horas en Argentina por la violencia machista".

Lucila De Ponti, por su parte, agregó: "Apoyamos determinadamente a la Procuración de la Corte contra Mingarini. No tiene las condiciones mínimas necesarias para ser juez. Ha demostrado una ignorancia manifiesta del derecho y un mal desesmpeño en sus funciones con un sesgo antivíctima en estos once fallos que fueron analizados por la acusación. Solo le hace daño a la justicia santafesina”.

"Mingarini no tiene perpectiva de género, ni de niñez, ni de discapacidad. Tiene un sesgo de género tremendamente importante. Todo eso son las cosas que no pueden estar presentes en el futuro de la Justicia que queremos para Santa Fe", aportó Damaris Pacchiotti.

• Familiares de imputados y condenados por abusos sexuales hicieron una marcha para que no destituyan a Mingarini

Para cerrar la vigilia por la decisión de la Corte, el lunes pasado hicieron una manifestación agrupaciones de familiares y amistades de imputados y/o condenados por abusos sexuales, que en general están alojados en Las Flores. Pidieron que no destituyan a Mingarini, que lo absuelvan.

Antecedentes

Hay un gran hermetismo en cuanto a cómo será el veredicto, que se debería dar a conocer este martes 17. Diferentes fuentes cercanas al triunal de enjuiciamiento brindan pronósticos distintos cada vez que son consultadas. Los diez integrantes que deben definir el futuro de Mingarini son nueve varones y una mujer: por la Corte los ministros Rafael Gutiérrez, Roberto Falistocco, Eduardo Spuler, María Angélica Gastaldi, Mario Netri y Daniel Erbetta; el diputado Maximiliano Pullaro; el senador Armando Traferri; y los presidentes de los Colegios de Abogados de Reconquista, Julio César Pagano, y de Rafaela, Héctor Ferrero.

Es la segunda vez que un juez machista va a juicio político. El 24 Septiembre de 2019 ahora el Tribunal de Enjuiciamiento de Magistrados destituyó a Nicolás Muse Chemes como juez de Sentencia en lo Penal de Vera. Fue echado del cargo por "incumplimiento de sus obligaciones legales, ignorancia del derecho y trato degradante contra niñas y adolescentes que habían sido víctimas de abusos". Estuvo suspendido desde octubre de 2018 hasta esa fecha de su cargo como titular, después de intentar en agosto de ese año presentar su renuncia –rechazada por el gobernador Miguel Lifschitz– para intentar evitar el jury.

Cuatro, de los diez jurados totales, se opusieron a la destitución de Muse Chemes. Rafael Gutiérrez, Eduardo Spuler y Alejandro Román –en reemplazo de Mario Netri–del Ministerio de la Corte Suprema de Justicia de la Provincia de Santa Fe; y Raúl Gramajo, senador por el departamento 9 de Julio, votaron en contra. Quienes votaron a favor fueron María Angélica Gastaldi, Roberto Falistocco y Daniel Erbetta del Ministerio de la Corte Suprema de Justicia de la Provincia de Santa Fe; el diputado provincial Santiago Mascheroni (UCR) y los representantes de los colegios de abogados.

• Destituyeron a Muse Chemes por sus sentencias misóginas: "Es histórico"

“La ignorancia inexcusable del derecho, vale decir, palmario, contundente, que no admite ni matices ni disculpas revela la falta de idoneidad de Muse Chemes para el juzgamiento del colectivo jurídico involucrado en estas causas, donde se encuentran comprometidos no sólo los derechos constitucionales de los imputados sino también de las presuntas niñas, niños, adolescentes víctimas. Importan también un incumplimiento reiterado de las obligaciones del cargo impuestas por la Constitución y las leyes”, fue la conclusión de la mayoría.

En esa oportunidad al pedido de juicio político lo impulsó en la legislatura la ex diputada provincial Alicia Gutiérrez, que fue acompañado por los ex legisladores Luis Rubeo, Inés Bertero, Verónica Benas, Silvia Augsburger y Jorge Henn. El procurador Barraguirre hizo la acusación con cinco casos que fueron investigados.

Muse Chemes absolvió a "Bibi" Sánchez, una una empleada del Poder Judicial de Vera, que organizaba "fiestas sexuales" con menores en su propia casa. Desligó de responsabilidad a todos los acusados del juicio por prostitución y corrupción de menores. En ese fallo dijo "no se puede corromper lo corrompido", en referencia a las niñas que venían de una vida repleta de vuleneración de derechos.

En el juicio político Barraguirre sostuvo: "Es inaceptable que un juez diga que una niña de 12 años está corrompida en el sentido de la palabra jurídico moral de la misma. Es insostenible que niñas que el estado no les brinda protección suficiente, y los organismos específicos no tienen recursos para el abordaje integral como sostiene la legislación argentina de hace ya varios años, sean desoídas y menospreciadas en la frágil testimonial brindada en el expediente. Es increíble que no se valorice las acciones contra menores por corrupción como violencia de género cometida contra niñas”.

El día que Mingarini desestimó diagnósticos y mandó a una nena abusada al "neurólogo"

Entre los casos que llevó adelante la Procuración para que sean analizados por el tribunal estuvo el "Caso C.E.R". En 2011 una joven de 19 años identificada con las iniciales C. E. R. denunció ser víctima de abuso sexual incestuoso desde los 13 años por parte de su padre, quien además repetía su conducta con sus hermanas. Muse Chemes lo sobreseyó al imputado. En 2012 la Cámara de Apelaciones en lo Penal de Vera ratificó la sentencia absolutoria del progenitor que quedó firme, ya que el fiscal no apeló la resolución. El hombre volvió a su barrio y organizó una fiesta con familiares y vecinos para festejar su libertad. Las víctimas no fueron notificadas de la sentencia: la conocieron un año después, y tampoco tuvieron representación legal.

El caso llegó a la Organización de las Naciones Unidas (ONU) de la mano del Comité de América latina y El Caribe para la Defensa de los Derechos de la Mujer (Cladem) y del Instituto de Género, Derecho y Desarrollo (Insgenar), que revisó el expediente y las sentencias concluyendo que el acusado fue absuelto en base a concepciones discriminatorias, estereotipos de género y de clase, así como la desestimación constante de los dichos de la víctima y la valoración de la prueba aportada, analizada a través de una mirada justificativa de actitudes violentas. Fue el primer caso del país admitido por la Convención de la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación Contra la Mujer (Cedaw) de la ONU, lo que significó que la Justicia no falló conforme a derecho, ni respetando los estándares ni tratados internacionales.

Cedaw decidió tomar una serie de medidas, y en 2014 Insgenar y Cladem acordaron iniciar una agenda para una reparación histórica con el gobierno de Santa Fe a través de donde, entre otras cosas, se solicita la capacitación y formación de los integrantes del Poder Judicial provincial y todos los entes del Estado; la capacitación a medios de comunicación para resguardar la intimidad de las víctimas en casos de violencia sexual, y un acto público de pedido de disculpas por parte del Estado. Además se acordó una solución habitacional y laboral a C. E. R., una indemnización de daño material y moral de la víctima y el arreglo de su dentadura.

El acuerdo luego se alcanzó en 2016 y completó en 2018, en el marco del Decreto 2.234/16 del gobierno provincial, con relación a la solución amistosa de la comunicación 63/2013 del Registro del Comité para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

La intervención de la ONU en el análisis del caso puso en evidencia formas de violencia hacia las mujeres, las fallas estatales en cuanto a la atención de víctimas y el casi imposible acceso a la Justicia. Dos semanas después que Muse Chemes intentara renunciar, el Estado provincial realizó un acto de pedido público de disculpas a la joven conocida como C. E. R.

corte.jpg

En el fallo donde destituyeron a Muse Chemes, el tribunal aclaró: "no se cuestiona el contenido de las sentencias sino el enorme déficit cognitivo, desde el punto de vista estrictamente jurídico, exhibido por el enjuiciado en orden a principios, normas y reglas estrictamente jurídicas aplicables a los casos sometidos a su juzgamiento".

"No se trata de un error del magistrado enjuiciado por adoptar un criterio jurídico distinto al establecido por el superior, tampoco que las cuestiones involucradas sean opinables con total prescindencia del juicio que pueda merecer lo decidido respecto de su acierto. Es un modelo continuo de error judicial de manera sistemática y de llamativa frecuencia que tiene en miras proscribir el testimonio de las niñas-víctimas sin ninguna justificación validada por la comunidad jurídica y que importan un incumplimiento reiterado de las obligaciones legales propias del cargo. Por el contrario, se advierte que los testimonios de las niñas-víctimas, son tenidos en cuenta al sólo efecto de desmerecerlos, no por pruebas que importen restarle convencimiento, sino con consideraciones exclusivamente voluntaristas", advirtió la mayoría del tribunal.

Y destacan: "han quedado claramente demostrados, no triviales o aislados errores humanos sino reiteradas y graves irregularidades en el desempeño de la función, todo lo cual justifica una medida de la importancia que representa el disponer la destitución de un magistrado en causa como la presente, que asume la más alta significación cívica y moral, por que apunta nada menos que a preservar la eficiencia, el decoro, la pulcritud con que debe ejercerse una función que pone en manos de los jueces la libertad, la honra y los bienes de los ciudadanos".

• Los casos por los que el juez Mingarini va a juicio político

Por otro lado, cabe recordar que la Corte Suprema de Justicia de Santa Fe anuló recientemente la condena contra el autor del femicidio de Chiara Páez ocurrido en 2015 en la ciudad de Rufino, en el sur provincial, que fue el crimen que desplegó el movimiento Ni Una Menos en todo el país. Solo Netri votó en contra de la anulación. Manuel Mansilla había sido condenado a 21 años y seis meses de prisión por haber asesinado y enterrado a la joven en el patio de su casa siendo menor de edad.

Fabio Paez, padre de Chiara, dijo esta semana: "Es un mensaje muy triste y muy peligroso el que da la Corte en este momento. La jueza de la Corte ordenó al juez de primera instancia volver a sentenciarlo como menor. Siendo asesino confeso y con la cantidad de pruebas que hay es decir matá y salí. Seguimos teniendo un femicidio cada 28 horas. El sistema judicial no toma conciencia". Lo sostuvo en Radio Nacional Santa Fe.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario