Policiales

Masacre en Mendoza: un hombre asesinó a 4 personas, entre ellas un niño de 10 años

Alrededor de las 21.30 del jueves se produjo un hecho sangriento en la localidad de Las Heras, Mendoza. El homicida ingresó a una casa y con un cuchillo comenzó a matar. Falleció un matriomonio de ancianos, su hija de 49 años y el hijo de ésta de 10. Toda la cúpula del Ministerio de Seguridad se encuentra en lugar. Hay un demorado.

Jueves 08 de Diciembre de 2011

Por Leonardo Otamendi

Una verdadera masacre se produjo en la noche de este jueves en el barrio 8 de Mayo de Las Heras. Un hombre entró a una vivienda con un arma blanca y comenzó a apuñalar a quienes estaban allí. FCuatro personas fueron asesinadas: un hombre de 79 años, su esposa de 86, la hija de ambos de 49 y el hijo de ésta, de 10. Además, la anciana había quedado viva, pero falleció en el Lagomaggiore. La Justicia demoró a un hombre que vive en la cuadra siguiente a la de las víctimas.

El cuádruple crimen, ocurrido alrededor de las 21.30, tiene desconcertados a los jefes policiales, que se trasladaron hacia el lugar del hecho, en una casa de calle Álvarez Condarco del mencionado barrio. Desde el ministro de Seguridad, Carlos Aranda, el jefe policial, Juan Carlos Caleri, hasta el asesor de Gabinete de la cartera, Eduardo Bauzá, que desde mañana será el jefe de Gabinete de Paco Pérez.

Las primeras informaciones dan cuenta que los crímenes no fueron durante un robo pero tampoco, por el momento, tiene otras hipótesis.

"Esto es muy raro. Hay televisores, billeteras, no hay nada revuelto. Esto es de una violencia extrema, jamás vi algo así", manifestó de manera reflexiva Bauzá en diálogo con diariouno.com.ar. Para tener una idea del odio con el que fue cometido el múltiple crimen, el anciano tenía diez puñaladas, su esposa ocho y su hija alrededor de 20.

Se trata de Alí Miguel, su esposa Sara, su hija Mónica y Ezequiel, el chico asesinado.

El testigo, indicaron fuentes policiales, es un amigo del chico asesinado que tiene 14 años y fue quien relató lo sucedido. Dijo que el asesino entró por el patio a la vivienda, tomó un cuchillo que había en la cocina y dijo: "Los voy a matar a todos". Hizo lo que prometió.

Comenzó a atacar apuñaladas al matrimonio de ancianos, a su hija, una maestra de 49 años, y al chico de 10, hijo adoptivo de la docente. El hombre y su hija fallecieron en el lugar, el niño camino al hospital y la anciana en el Lagomaggiore. Había recibido unas ocho puñaladas y debido a su avanzada edad no resistió la gravedad de las heridas.

El testigo es un amigo del niño muerto. Relató que e intentó detener al homicida y luchó contra él pero no pudo evitar que huyera. Durante el enfrentamiento también fue herido, recibió un corte en uno de sus dedos.

El agresor escapó después de la masacre y hasta el momento no se sabe nada de él.

En una de las paredes del patio quedó una escalera apoyada, la que fue utilizada por el homicida para huir.

Cerca de la medianoche, la fiscal Claudia Ríos allanó una vivienda, ubicada en la esquina de la cuadra siguiente donde vivían las víctimas, hacia el Sur. Allí estaba con su madre, quien intentó impedir la aprehensión. Fuente policiales manifestaron que "el sospechoso estaba empastillado, muy sacado. Además, se acaba de cortar el pelo y encontramos el cabello".

El detalle sobre el corte al que refieren las fuentes está vinculado con un posible cambio de fisonomía.

¿Te gustó la nota?